La actriz ha compartido fotos con el antes y el después de su cuerpo, mostrando una foto de los últimos días de embarazo y otra de ahora, con su hijo Miguel en brazos.


Paula Echevarría celebra ya que su hijo Miguel está a un día de cumplir nueve meses de vida. Esto ha llevado a la actriz a hacer una comparación de cómo estaba hace apenas nueves meses, cuando su pequeño seguía en la barriga. Y la transformación física es increíble. La foto del antes y el después deja más que claro que la recuperación es evidente y que el hecho de volver a introducir el deporte en su vida ha dado resultado.

«In & out» 🐣 9 meses dentro vs 9 meses fuera… En 9 meses todo lo que has aprendido mi amor! Eres un personajillo digno de admirar y querer! Cariñoso, sonriente, espabilado, listo y tan bueno!!!!!! Cómo vivíamos antes sin ti! ❤ #Miki #9meses #MamiYMiki«, escribía hace apenas unas horas Paula Echevarría.

Junto al texto, la actriz compartía dos fotos comparativas, con la misma ropa para que el cambio se viera mejor. En la primera de ellas, vemos a Paula de perfil, una con la barriga de embarazada, más hinchada, consecuencia del embarazo. En la otra, ya mucho más recuperada con su hijo de nueve meses ya en brazos.

El antes y el después de Paula Echevarría es impresionante

Paula Echevarría transformación
© Redes sociales.

Pero no es la única foto que muestra el cambio evidente. Y es que en la segunda instantánea que ha compartido, vemos a Paula Echevarría de frente. Su barriga en los últimos días era bastante gordita. Además, su cara y sus piernas mostraban la retención de líquidos que sufre la actriz siempre que está embarazada. En la foto actual, vemos una Paula recuperada y con su bebé en brazos.

El deporte y la alimentación le ha ayudado a ponerse en forma

Paula Echevarría transformación
© Redes sociales.

El cambio no ha pasado desapercibido para muchos seguidores, que así se lo han hecho saber a través de comentarios: «Nunca dejará de sorprenderme de lo que es capaz nuestro cuerpo ❤️💫 Pd: es un muñeco», le ha escrito Raquel del Rosario. «Qué maravilla! 🙌🏼♥️♥️», le ha hecho saber Nuria Roca. «Nuestro angelito @pau_eche 👼❤», le ha declarado su pareja, Miguel Torres.

Tanto como durante el embarazo como después de dar a luz, Paula ha estado muy concienciada con la comida sana y el deporte. La actriz, consciente de cómo cambia su cuerpo cuando se queda embarazada, decidía poner remedio y se ponía en manos de una entrenadora personal especializada en embarazos.

El hecho de que tenga gimnasio en casa le ha ayudado mucho, porque cada día se metía allí para hacer ejercicios adaptados a su estado. Gracias a esto, Paula ha vivido un embarazo diferente. «Es lo que tiene plantarse 25 kilos en nueve meses, no hay relleno ni botox que lo mejore», decía a pocos días de dar a luz, desvelando los kilos que engordó.

Su método para recuperarse

Después de dar a luz y tras esperar los días pertinentes para recuperarse, Paula volvía a retomar el deporte. Y esto le ha ayudado para recuperarse en tiempo récord. Está  consiguiendo perder gran parte del peso acumulado durante el embarazo gracias a un intenso proceso de recuperación basado en tres puntos clave: la alimentación -admitió que llevaba meses sin tomar hidratos de carbono-, el ejercicio intenso y la maderoterapia, el tratamiento de medicina estética que está arrasando entre las famosas y que ayuda a perder peso minimizando la retención de líquidos propia del post parto, ayuda a tonificar y tratar la piel naranja.