El hijo de Raquel Bollo está pasando unos momentos muy duros tras la muerte de su padre, Chiquetete, y ha querido dar sus primeras declaraciones.


La asistencia de Manuel Cortés al funeral de su padre, Chiquetete, en la Iglesia del Cristo de los Gitanos ha sorprendido a muchos. Ha estado acompañado de su primo, Kiko Rivera, que no le ha querido dejar ni un momento solo. Tras las declaraciones de su madre, Raquel Bollo, ahora es su hijo el que ha querido hablar de cómo se siente.

Leer más: Raquel Bollo rompe su silencio tras la muerte de Chiquetete y explica cómo se siente

«Es un día triste. Era mi padre. El roce hace el cariño, para eso han estado mis abuelos, mi madre. La figura de padre le pertenece. Habrá mucha gente que no lo entenderá, pero me he acercado porque me apetecía despedirme de él. Es complicado porque me duelen los comentarios que hacen de mi madre», ha declarado en ‘Sálvame’. «Nosotros no somos culpables de nada y no deseábamos nosotros. Era mi padre aunque no tuviera relación con él», ha continuado explicando.

Kiko Rivera ha estado en todo momento apoyando a su primo Manuel Cortés. De hecho, ha acompañado al hijo de Raque Bollo al funeral, y no ha dudado en agradecérselo de corazón: «Le quiero dar las gracias a mi primo. Lo he estado pasando mal. Yo soy real, soy una persona sincera. No ejerció como figura paternal», explica.

Además, ha desvelado que se ha sentido apoyado por los hijos mayores de Chiquetete, que han querido darle su sitio en la iglesia: «Le doy las gracias a sus tres hijos mayores, que me han dado mi sitio».

Su madre se encontraba en el plató de ‘Sálvame’ y ha recibido unas bonitas palabras de su hijo: «Esa persona que está ahí sentada es mi madre, espero que le deis cariño también, porque no es fácil. La quiero, la adoro, y gracias por entenderme», le dedica con cariño a su madre, que no puede reprimir las lágrimas.

Manuel Cortés ha querido recalcar en varias ocasiones que no quiere ser protagonista. «Se ha ido un gran artista, que Dios lo tenga en su gloria. Gracias a mi madre, a mis abuelos y a mis hermanos. Conmigo no fue un buen padre, pero se ha ido un gran artista», desvela emocionado. «Espero que mi hermano pequeño no sufra lo que yo he pasado. Lo hago por mi madre, yo no quiero ser protagonista. Ruego que no pongan comentarios a mi madre».

Raquel Bollo ha querido mandar un mensaje a su hijo, que estaba destrozado: «Gracias por ser mi hijo. A mí lo que me preocupa es que tú no te quedaras con la espina. Te quiero mucho mi vida».