Kiko Matamoros y Marta López pregonan su amor a los cuatro vientos en unas imágenes donde los besos, las risas, las confidencias y arrumacos confirman que están enamorados y forman el mejor equipo ahora que se avecinan problemas. Vea el vídeo y las fotos


Kiko Matamoros está enamorado y no sabe cómo disimularlo y es que desde que Marta López llegase a su vida se le ha dulcificado el carácter, algo que parecía casi imposible. Aunque no ha perdido su esencia cañera y sigue protagonizando grandes momentos, desde que la modelo le ha acariciado el corazón su imagen pública se ha tornado algo más blanca. Quizá por imágenes tan tiernas como estas, en las que el colaborador y su chica se deshacen en besos, arrumacos, risas y confidencias en una terraza de un restaurante de Madrid, creyendo que nadie es testigo de su complicidad y sin importarles qué dirán los presentes o aquellos que sean testigos gracias al trabajo de los paparazzi.

Vídeo: Europa Press

Kiko Matamoros y Marta López ya han superado la prueba del tiempo y es que dos años de relación han sido suficientes para que ya se dejen atrás los dimes y diretes. A la joven se le ha puesto en duda desde el inicio de su romance y es que muchos han subrayado la diferencia de edad para augurar un corto futuro a la pareja. Parece que ahora estas teorías se han caído por su propio peso y es que al ver cómo actúan en la intimidad y la complicidad con la que pasan tiempo juntos es innegable y prueba de que están en sintonía y remando hacia la misma dirección. Un camino que Kiko Matamoros quiere que pase por tener un hijo e incluso pensar en boda, pero para lo que habrá que esperar mientras disfrutan de la andadura.

La pareja está decidida a dejar atrás lo que puedan pensar de ellos y centrarse tan solo en ser felices, en pregonar su amor a los cuatro vientos y disfrutar de su mutua compañía, ante el peligro de que los buenos momentos se terminen. Sobre Kiko Matamoros penden varios problemas, tanto judiciales con Makoke -que podrían terminar con una condena de hasta 6 años de prisión para él y dos para ella-, como de salud al tener que pasar de nuevo por quirófano para ser intervenido de la vesícula. Dos calvarios bien distintos que, al parecer, ayudan a que el colaborador valore aún más la suerte que ha tenido al encontrar el amor junto a Marta López, como así se demuestran en las imágenes que acompañan estas líneas. Vea el vídeo de más arriba y las fotos que evidencian lo enamorados que están y no pueden ocultar.