La sevillana ha hablado por primera vez de cómo vivió en casa el intento de suicidio de la hija de Rocío Carrasco.


Este miércoles, Olga Moreno ha respondido a Rocío Carrasco en ‘Ahora, Olga’. Un especial de Telecinco centrado en su figura en el que la mujer de Antonio David Floresha hablado sobre lo que se ha dicho sobre ella y su familia en el documental ‘Rocío, contar la verdad para seguir viva’. Uno de los episodios a los que ha hecho referencia la hija de Rocío Jurado en su docuserie fue su intento de suicidio. Un momento durísimo que ella vivió estando muy próxima a los hijos de su marido.

«No lo quiero contar porque no me repercute a mí», admitía en su entrevista con Carlos Sobera. Y, aunque no quería ahondar en el tema, sí explicó cómo se enteró de la noticia. «Sé lo que he hecho cuando me he enterado. Al salir Antonio David de ‘GH VIP’ el abogado nos cuenta lo que ha sucedido. Días después David padre se lo cuenta a su hija. Su hija llama a Rocío Carrasco. No voy a decir más nada. Que lo cuente su hija o que lo cuente el padre», decía.

Sin revelar la reacción de Rocío Flores al saber que su madre intentó quitarse la vida, la sevillana zanjaba el tema diciendo qué hizo ante esta delicada situación: «Lo único que hago es estar con Rocío Flores. No te puedo decir otra cosa».

Telecinco

También ha contado cómo fue el encuentro que tuvo con Rocío Carrasco durante un ingreso hospitalario de David. «Intenté hablar con ella. Salgo a la terraza a hablar con ella y le digo: ‘No veo normal que no vayan a una playa. Necesitan ir con su madre a una playa, a un cine… Una serie de cosas que no eran así. Necesitan tiempo con su madre, que estén con su madre. Después de eso no he vuelto a ver a Rocío», narraba.

En mi casa nunca se ha hablado mal de Rocío Carrasco

Aunque en su visita al plató quiso dejar claro que «no vengo a hablar de Rocío Carrasco, vengo a hablar de lo que se ha dicho sobre mí», Olga no ha podido evitar que todo su discurso haya ido en torno a la figura de su eterna rival. «En mi casa nunca se ha hablado mal de Rocío Carrasco», destacaba.

De su papel como pareja de Antonio David, Olga ha hecho especial hincapié en que nunca ha querido usurpar a Rocío el rol de madre: «Lo único que he hecho en estos 22 años es darle mucho amor a unos hijos que no son míos. Lo volvería a hacer. Me hubiese gustado que su madre hubiese estado allí siempre, porque lo hubiera hecho todo más fácil». Y concluía: «Yo soy madre y yo iría con mi hija hasta el fin del mundo. Si a mí me roban a mi hija cruzo mares. A mí nadie me va a quitar a mi hija. Lo puedo hacer mejor o peor, pero mi hija va a estar conmigo».