Kiko Rivera confesaba recientemente que mantiene una estupenda relación con sus hermanos, Francisco y Cayetano Rivera, y subrayaba que siente más afinidad hacia este último. Añadía que la relación con ellos no es diaria y no se ven tanto como les gustaría. El destino les ha hecho coincidir en el lugar menos esperado: el vagón de un tren camino a Madrid. 

Tanto Kiko como Cayetano son dos usuarios habituales del AVE y del trayecto que recorre Sevilla y Madrid. Siempre a caballo entre ambas ciudades, sea para visitar a la familia o por trabajo, esta vez el viaje ha contado con una grata sorpresa. Un inesperado encuentro que el DJ no dudaba en inmortalizar con su móvil y compartir con sus seguidores en redes. El diestro estaba acompañado por su mujer, Eva González, y el hijo que tienen en común. Tras su llegada a la estación de Atocha, el DJ se despedía de forma cariñosa del pequeño.

Una imágenes que se suceden después de que el hijo de Isabel Pantoja desvelara que conoció a su hermano Cayetano siendo un adolescente -con 14 años- en la boda de Francisco Rivera y Eugenia Martínez de Irujo.

El marido de Irene Rosales contaba esta anécdota en el programa de Bertín Osborne, ‘Mi casa es la tuya’, y no dudaba en tacharla de «dura» ya que vivió su infancia alejado de sus hermanos. Tuvo que esperar al año 1998 para conocerle. Durante el enlace de Francisco, una persona se le acercó a saludarle y no sabía de quién se trataba, fue entonces cuando Cayetano le dijo: «Soy tu hermano».