Alice Campello ha publicado una imagen en sus redes sociales dentro de su vestidor, sin imaginar que horas después recibiría duras críticas.


Alice Campello hace tres semanas dio la bienvenida a su tercer hijo. La italiana y su pareja, Álvaro Morata, pudieron abrazar a su bebé a finales del mes de septiembre, siendo este sin duda uno de los momentos más felices de su vida. Casi al mismo tiempo comenzaron su nueva vida en Turín, ciudad en la que se acaban de instalar después de que la Juventus haya fichado al futbolista. En su nuevo hogar, precisamente, se ha fotografiado la modelo, concretamente en el vestidor. Una sala repleta de bolsos y artículos de lujo que ha provocado que algunos de sus seguidores estallen contra ella por, según ellos, «presumir de lujo cuando la gente se muere de hambre«.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

🏡❤️

Una publicación compartida de Alice Campello-Morata (@alicecampello) el

Entre estantes sobre los que aparecen piezas de diferentes colores y de diferentes firmas, Alice Campello se ha fotografiado frente a un espejo en pijama, quizás sin imaginar los comentarios que iba a recibir en este post. Aunque muchos followers han aplaudido lo bien que se encuentra tras el parto y lo guapa que está en la actualidad, hay quien ha reparado en un detalle que para algunos ha pasado desapercibido. No todo el mundo está de acuerdo con que la mujer de Morata presuma de sus últimas adquisiciones y por ello ha sido duramente criticada. De hecho, hay quien sin ningún reparo se ha dirigido a ella, aunque por el momento no ha obtenido ninguna respuesta. «Muestra tu cerebro y no el estúpido lujo después de que tanta gente se muera de hambre. Afortunadamente, encontraste a alguien que te los compra y quien te mantiene», escribe uno de ellos. No obstante, varios eran los mensajes que se podían leer en este post este jueves por la mañana.

Redes sociales

No es la única vez que Alice Campello ha acaparado todas las miradas por una polémica en el universo 2.0 e incluso en más de una ocasión su esposo, Álvaro Morata, no lo ha dudado y la ha llegado a defender. La más sonada tuvo lugar cuando se convirtió en madre de los mellizos, pues hubo alguien que criticó que posara en bikini tras ser madre. En estas imágenes Alice Campello lucía tipazo, por lo que algunas seguidores le increparon por «no representar la realidad de las mujeres». Ahí Morata salió en su defensa: «Obviamente hacerse una foto en bañador es lo último en lo que piensa ahora, pero hay contratos laborales que hay que respetar. Ha comido de todo durante el embarazo al igual que ahora, pero tiene 23 años y es más fácil recuperarse con su constitución. Ni siquiera entiendo que una persona deba justificarse por el hecho de haber recuperado su figura. ¡Qué envidiosa!». ¿Responderá esta vez públicamente para justificar a su esposa? o ¿preferirá no entrar en debates que pueden hacer mucho ruido? Solo el tiempo lo dirá.