Foto: Gtres

Concha Velasco, con serios problemas económicos: “He vendido mi cubertería por 50 euros para pagar la farmacia”

Los problemas económicos de Concha Velasco siguen acosándola y ahora reconoce incluso que ha tenido que vender sus enseres personales para poder pagar hasta gastos de día a día. Eso sí, no deja de trabajar y presenta su obra de teatro, ahora en Bilbao

Concha Velasco se niega a bajarse de un escenario y a pesar de los achaques de salud y que bien podría disfrutar de una bien merecida jubilación, está dispuesta a vivir hasta el último de sus días sintiendo el calor del aplauso de su público. Sin embargo, la actriz de 81 años, que justo este miércoles presentaba su nueva obra de teatro, ‘La habitación de María’, no vive precisamente en la opulencia que se le presupone a una persona que durante tantos años ha trabajado al servicio del espectáculo, ya sea en el teatro, el cine o la televisión. Y es que, aprovechando su cita con la prensa, la intérprete no ha dudado en poner sobre la mesa lo mal que lo ha pasado en los últimos meses, tanto en lo personal, como en lo económico.

“He vivido muy mal la pandemia. Soy una persona que está acostumbraba a besar y a abrazar a la gente y a dormir con mi nieto, pero la soledad la he llevado mal”, confiesa Concha Velasco que, más allá de los problemas a la hora de relacionarse con el resto por culpa de la pandemia del coronavirus, también esto se ha traducido en problemas económicos. Y es que el parón que ha supuesto para el sector del espectáculo la entrada del Covid en nuestra rutina ha puesto en serios peligros su situación económica, hasta el punto de que se ha visto obligada a vender enseres personales para hacer frente a deudas o simplemente a compras del día a día.

Foto: Gtres

“Al no poder hacer rodajes, no hay dinero, y he tenido que vender cosas de mi casa”, explica Concha Velasco sin querer entrar en demasiados detalles, pero añadiendo a modo de ejemplo que “he vendido una cubertería por 50 euros para pagar la farmacia”, como así declara para el diario ‘El norte de Castilla’. Una delicada situación personal por culpa del ‘maldito parné’ que le obliga, en parte, seguir trabajando, aunque cierto es que lo hace con placer, porque, tal y como asegura, siempre que estrena una obra de teatro está convencida de que será la última, que llega el momento de retirarse y anunciar su jubilación, pero que un nuevo proyecto se le presenta en su camino y la ilusión le obliga a decir sí. De hecho, así vuelve a suceder, pues ya tiene entre sus manos la función que representará cuando terminé ‘La habitación de María’ y que le llevará a dar vida sobre las tablas a la “Reina Juana”. Eso sí, para eso habrá que esperar, ahora promociona su regreso a los escenarios, concretamente al Teatro Arriaga de Bilbao, que podrá visitarse desde este mismo jueves 19 de agosto hasta el próximo 22 de agosto.

Vídeo: Europa Press

Se trata de una obra escrita por su propio hijo, Manuel Martínez Velasco, que ha vuelto a poner en acción a su madre con la dirección de José Carlos Plaza. Lo hace con un personaje al que guarda especial cariño, aunque no se sienta identificada con él: “No tiene nada que ver conmigo, ni tengo agorafobia ni los problemas que tiene Isabel Chacón”. Parte del cariño que le ha cogido a su personaje es precisamente por su nombre y es que siente un vínculo especial por los nombres terminados en ‘L’, pero el apellido tiene una conexión que le trae buenísimos recuerdos, como así detalla: “Mi madre, cuando vivíamos en Marruecos, escribía libros y los firmaba como María Emilia Chacón, por eso el apellido del personaje” que ha elegido su hijo Manuel para hacer un guiño a sus raíces familiares, pero también culturales y es que, como asegura la propia Concha Velasco: “La cultura es lo que nos hace salir adelante” y, en su caso, parece que el camino está lejos del final.