Normalmente se dice eso de que «el amor todo lo puede». Pero a algunas personas se les hace más difícil luchar por algo que parece no tener ningún futuro. Y eso es exactamente lo que les ha pasado a Shailene Woodley y a Aaron Rodgers. Según apuntan numerosas fuentes, la pareja habría terminado su relación.

Woodley, a la que conocemos principalmente por ser la protagonista de la saga Divergente, y Rodgers, que juega en los Green Bay Packers de la National Football League en la posición de quarterback, han roto su compromiso. ¿Los motivos de la separación? Según una fuente cercana al jugador, Aaron y Shailene «son personas muy diferentes y con carreras ocupadas, y ha habido problemas que no han sido capaces de superar».

Aun así, la ya ex pareja ha acabado en buenos términos, ya que su ruptura fue amistosa. «Siguen siendo amigos, no hay rencor ni drama. Simplemente, lo suyo no funcionó», desvela un amigo cercano a ellos.

Rumores de crisis desde hace meses

Aunque las noticias de la ruptura de la pareja hayan inundado los medios ahora, lo cierto es que desde hace unos meses ya circulaba el rumor de que la pareja no estaba pasando por su mejor momento.

Shailene Woodley y Aaron Rodgers / Gtres

Ya en el mes de diciembre, se empezó a sospechar que Woodley y Rodgers no estaban juntos, ya que ella no asistió al cumpleaños de su prometido. Sin embargo, una fuente cercana lo ha desmentido ahora: «Entonces sí estaban juntos, pero mantenían una relación diferente, no tradicional. Ellos eran muy reservados y no era extraño que no publicaran nada sobre el otro en su cumpleaños».

Ideologías opuestas

¿Quién no ha tenido alguna discusión con su pareja por asuntos políticos? Shailene Woodley y Aaron Rodgers no han sido los primeros ni serán los últimos, pero este ha sido uno de los principales motivos de su ruptura.

Al principio de la relación, la actriz y el ganador de la Super Bowl de 2011 tenían muchos enfrentamientos cuando hablaban sobre política, donde encontraban sus diferencias más grandes. En un primer momento quisieron salvar la relación y «acordaron estar en desacuerdo» y no debatir las cosas, pero al final esta rivalidad pudo con su relación.

«Shailene no es alguien cuya mentalidad pueda cambiar, así que Aaron ni siquiera lo intentó», asegura la fuente, dejando entrever que la estrella de Big Little Lies es bastante testaruda y nunca da su brazo a torcer. Rodgers, ante una guerra en la que ya estaba predestinado a perder, prefería mantenerse ajeno.

Una relación en secreto

Los comienzos del noviazgo entre Shailene Woodley y Aaron Rodgers se desarrollaron en la discreción más absoluta. En abril de 2020, la actriz rompió con el jugador de rugby Ben Volavola, con el que llevaba saliendo desde 2018. Muy poco después empezó a salir con Aaron Rodgers, y quizás para evitar comentarios sobre lo rápido que había rehecho su vida, decidió ocultarlo. Sin embargo, en octubre de 2020, ella fue vista en Green Bay, Wisconsin, donde él había jugado un partido.

Aaron, por su parte, había salido anteriormente con Olivia Munn, de 2014 a 2017, y con Danica Patrick, de 2018 a 2020. Por tanto, también acababa de salir de una relación cuando empezó a salir con la joven Woodley.

Olivia Munn y Aaron Rodgers / Gtres

En febrero de 2021, cuando Rodgers ganó el premio al Jugador Más Valioso, aprovechó la ocasión para dedicárselo a su prometida, pero no llegó a nombrarla. El día 22 de ese mismo mes, Woodley confirmó en el programa de Jimmy Fallon que efectivamente estaban comprometidos.

Muchos fans se sorprendieron por la velocidad con la que estaba avanzando el romance. Apenas llevaban unos meses juntos y ya estaban comprometidos. Pero todo su entorno confirmaba que eran muy felices juntos, y que el tiempo que llevaban juntos no debía ser un impedimento para comprometerse si eso era lo que les dictaban sus corazones.

Aunque la ruptura parece ya más que confirmada por las numerosas fuentes que aseguran que ya no están juntos, todavía quedan por llegar las confirmaciones más importantes: las de la propia pareja. Ni Shailene Woodley ni Aaron Rodgers se han pronunciado acerca del fin de su relación. Puede que esto sea muy reciente y necesiten tiempo para curar las heridas y poder hablar de ello con naturalidad y sin sentir tanto dolor.