Durante muchos meses, Carmen Borrego y Terelu Campos han protagonizado un mediático enfrentamiento familiar que ha traspasado la pequeña pantalla. Las Campos lejos de ser imagen de unión lo han sido de discordia. Una guerra en la que también ha participado Alejandra Rubio a través de sus intervenciones televisivas. El tiempo de desavenencias pasó a la historia con la entrada de este año nuevo. Hoy la familia Campos vuelve a estar más unida que nunca. La propia Carmen Borrego ha querido presumir de familia a través de las redes sociales.

Carmen Borrego familia
Instagram

La colaboradora ha disfrutado de un divertido plan del que ha querido hacer partícipes a sus seguidores. Una cena en la que ha estado acompañada por su hermana, su sobrina y su hija, Carmen Almoguera. «No se puede estar mejor acompañada!!!», ha afirmado con enorme felicididad en su perfil de Instagram. También ha aprovechado para lanzar el siguiente mensaje cariñoso a algunas de las mujeres de su vida: «Os quiero». En la instantánea compartida, las cuatro aparecen muy sonrientes y cómplices, lo que demuestra que las viejas rencillas han caído en el olvido.

Carmen Borrego reconciliación
© Redes sociales.

El clan Campos ha vivido un antes y un después que ha coincidido con la entrada de este 2022. Las hermanas se reconciliaron durante la comida de Año Nuevo. «No estaba planeado, lo estaba para más adelante. A mí me ha sorprendido», afirmaba Alejandra Rubio sobre una dispuesta que llevaba meses copando titulares. Terelu también se mostraba satisfecha de que todo volviese a la normalidad con su hermana. «Al final lo que ha sido mi familia toda la vida, la normalidad que siempre ha habido y que por una circunstancia extraña se tambaleó».

Las significativas declaraciones de Alejandra Rubio 

Otra de las protagonistas de esta disputa familiar ha Alejandra Rubio. La joven reconoció recientemente que había muchas cosas que se debían hablar todavía en el seno de la familia, pero que las aguas habían vuelto a su cauce. También aprovechaba para entonar el ‘mea culpa’ sobre una guerra que ha estado muy presente en los distintos platós de Mediaset. Incluso, confirmó que nunca debió «destapar» el conflicto. «No tenía que haberlo hecho nunca. Lo que pasa es que lo que sucede conviene y si pasó así era porque tenía que pasar. Yo creo que me equivoqué cuando dije que no teníamos la relación de hacía tiempo. Eso hizo que la gente hablara mucho y creo que eso ha sido el mayor problema». La joven abogaba entonces por una reunión familiar en la que resolver todos los problemas. Algo que parece ya ha sucedido con esta última cena en la que las Campos se muestran muy unidas.