Carla Vigo y Rafael Amargo han conseguido colgar el cartel de ‘No hay entradas’ gracias a su labor en el espectáculo de Yerma’.


El fichaje de Carla Vigo ha supuesto un éxito rotundo para Rafael Amargo. El bailaor la ha contratado para su obra ‘Yerma’, tal y como avanzó SEMANA en exclusiva, y, por el momento, la venta de entradas va viento en popa. Tal y como ha podido comprobar este medio, las primeras funciones han colgado el cartel de ‘completo’ y todo apunta a que el próximo 13 de noviembre volverá a suceder exactamente lo mismo. Quedan muy pocos asientos libres en el Teatro Martínez Montañés (Jaén) y es que hasta el momento las críticas que han recibido son excelentes. Si bien la sobrina de la Reina Letizia tuvo que capear comentarios muy negativos al principio, su papel está teniendo buena acogida en el público. Rafael Amargo está feliz de contar con ella y es consciente de que Carla genera interés en los medios, algo que le comenta a su círculo más cercano.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Carla (@carla.intense)

Carla Vigo y Rafael Amargo llevan muy poco tiempo trabajando, pero han hecho grandes migas. La intención del bailaor es cuidarla y arroparla, tanto que él mismo se autodenomina «tío y padrino» de la joven de tan solo 20 años. Están ilusionados y tienen grandes planes por delante, tal y como se ha demostrado en las funciones en Fuente Vaqueros (Granada). Allí Amargo junto a un elenco de 12 bailarines, actores y músicos han demostrado su arte en vivo, siendo muchas las expectativas que el empresario ha puesto en el espectáculo. Eso sí, a quien todavía no se ha podido ver entre los asistentes es a la Reina, quien tiene gran afición por el teatro y quien además está muy pendiente de su sobrina.

Carla Vigo teatro
© Gtres.

Este es el primer trabajo para Carla como actriz, lo que convertía esta obra en algo muy especial para ella. Desde SEMANA nos pusimos en contacto con la joven promesa y nos confesó que estaba tremendamente ilusionada por poder trabajar en lo que ama. No busca demostrar nada a nadie e insiste en que tiene clara la razón por la que aceptado la propuesta de Amargo: «Lo hago porque me gusta». Y precisamente en este sueño quien le acompaña es su familia, tal y como nos comenta ella misma a este medio. En especial, su bisabuela, quien la empujó a ser actriz. «Gracias por creer siempre en mí, quería decirte que, aunque no lo veas, he conseguido ser actriz y sé que me has dado fuerza», escribía hace unos días Carla, palabras dirigidas a Menchu Álvarez del Valle.