Antonio David Flores ha acudido este viernes a declarar a los juzgados para declarar por una demanda que puso en contra de Rocío Carrasco.


Antonio David Flores tenía este viernes una cita en los juzgados. El ex Guardia Civil ha acudido durante la mañana del viernes para declarar por la última demanda que puso contra Rocío Carrasco. Lo ha hecho acompañado de su abogado y al encontrarse con los medios de comunicación en la puerta, ha asegurado que hablará cuando salga de declarar en los juzgados.

Esta visita de Antonio David Flores llega por la investigación en la que se trata de vislumbrar si Rocío ha cometido o no un delito por impagar la pensión de su hijo David desde hace tres años, cifra que ascendería, según Antonio David, en torno a 8.000 euros. No han coincidido en el juzgado, y no compartirán tiempo y espacio como sucedió en el año 2017.

Enfrentados desde hace varios años a nivel judicial, son varios los frentes que tienen abiertos, aunque algunos de ellos todavía no hayan salido a la luz. Y es que, a pesar de que el ex guardia civil ha anunciado medidas legales contra «la mente pensante de la docuserie», lo cierto es que, por el momento, se desconoce el contenido y el destinatario de esas demandas. Tanto él como su abogado, Iván Hernández, tratan de llevar su estrategia en absoluto secreto y no darán un paso en falso. Eso sí, según revela a esta revista su entorno cercano, se muestran esperanzados en esta causa.

Ha tenido que acudir a declarar, pero no se ha encontrado con Rocío

© Gtres.

A la salida del juzgado, Antonio David Flores ha declarado que no puede contar todo lo que ha ocurrido en la sala. Lo que sí ha querido desvelar es cómo se encuentra: «Es obvio, yo no me encuentro bien, porque cuando se le hace daño a mis hijos es normal que no me encuentre bien. Lo que me provoca todo esto es mucha tristeza y dolor. Que sea la propia madre de mis hijos, mi exmujer, la que le haga daño a mi hija de esa manera tan cruel», ha empezado diciendo sobre las palabras de Rocío Carrasco en la entrevista, que empezó con la confesión de la comentada «paliza».

Antonio David Flores ha querido hacer una petición a su exmujer, tal y como él mismo la ha llamado para dirigirse a ella: «Debería hacerlo conmigo y dejar a su hija a un lado, y hacerme a mi todo el daño que quisiera hacerme. No creo que sea justo que su madre tenga que señalar a su hija de por vida. También siento mucha pena porque no está disfrutando de ellos. Ha tenido tiempo de sobra para estar con ellos y se lo está perdiendo. Eso también me provoca mucha pena».

Ha aprovechado la ocasión para contar cómo se encuentra

© Gtres.

A pesar de la advertencia de su abogado, Antonio David Flores quiere hablar por su hija, Rocío Flores: «Mi abogado me dice que no hable, que no haga declaraciones… pero tengo impotencia y dolor, porque es mi hija. Si no soy yo el que la protege, es complicado. El sentimiento que tengo es de impotencia porque está claro que si no la protejo yo, no la va a proteger nadie», dice con insistencia y totalmente roto.

Sobre los episodios de la docuserie, Antonio David ha sido rotundo: «Todo lo que está contando, que es su verdad guionizada, en ese documental que en su momento dije que era una farsa, una mentira, y que está todo guionizado, tengo material de sobra para desmontar todo lo que está contando. Espero que algún día, como no me dejan hablar porque estoy vetado, sea yo el que pueda defender a mi hija y desmontar todo lo que está diciendo».