Antonio Banderas es mayordomo de María Santísima de Lágrimas y Favores y se ha vestido de cofrade para vivir de una jornada de pasión en la Semana Santa de Málaga. Vea todas las fotos


El actor malagueño Antonio Banderas ha cumplido con la tradición y ha estado un Domingo de Ramos más al lado de sus hermanos cofrades en su Málaga natal para ayudar en el desfile procesionario de las Reales Cofradías Fusionadas, encargándose de levantar el trono de María Santísima de Lágrimas y Favores, de la que él es mayordomo.

El intérprete es uno más y aquí no quiere llamar la atención más que el resto, pues la Semana Santa entiende que es momento de recogimiento, de conectar con la luz interior, pedir para el bien común y dar gracias por cumplir con lo solicitado el año anterior. Vivir momentos de fervor y pasión religiosa en los que Antonio Banderas no quiere convertirse en protagonista, a pesar de que sabe que su presencia es uno de los grandes reclamos de esta procesión de Domingo de Ramos, aunque tras realizar los saludos pertinentes, atender a la prensa y complacer a los fieles, se centra en su labor como mayordomo de María Santísima de Lágrimas y Favores. Así lo hizo al presentarse una hora antes del comienzo de la procesión en la Iglesia de San Juan, ya vestido de cofrade y dispuesto a ofrecer su hombro para el sustento de la imagen que sería venerada y piropeada por sus convecinos de Málaga.

Antonio-Banderas-cofrade-Semana-Santa
Foto: Gtres

Pero antes de iniciarse el paso y aprovechando la presencia de los medios de comunicación, ha querido subrayar el proyecto práctico con la sociedad que lleva a cabo la Fundación Lágrimas y Favores, creada para realizar obras sociales encabezada por las cofradías que acoge. “Para nosotros es muy importante que nuestro proyecto tenga un contenido práctico con la sociedad y con el mundo que estamos viviendo, que es muy complicado, muy difícil, y nosotros desde hace ya catorce años estamos trabajando con la Fundación Lágrimas y Favores”, aseguraba a los periodistas congregados antes de iniciar el paso, dejar de ser Antonio Banderas, el actor, y convertirse tan solo en un fiel más, aunque en calidad de mayordomo de María Santísima de Lágrimas y Favores. Y es que en la Semana Santa malagueña él entiende que “se une lo espiritual con la tradición, con la identidad, con el arte, con la cultura popular y con la obra social y solidaria”.

Vea las mejores imágenes de Antonio Banderas vestido de mayordomo de María Santísima de Lágrimas y Favores en la Semana Santa malagueña en este Domingo de Ramos: