«Te echo insoportablemente de menos», ha asegurado la actriz tras compartir imágenes del primer y último verano de su hijo en Mallorca.


Ana Obregón está pasando por un difícil momento tras el reciente fallecimiento de su madre. Por ello, con la llegada del verano, el segundo sin su hijo, la melancolía ha invadido por completo a la actriz y ha provocado que haya compartido algunos de sus mejores momentos de sus vacaciones estivales junto a Álex Lequio. 

Redes sociales

Ana Obregón ha encontrado su particular refugio en las redes sociales y no duda en expresar todos sus sentimientos y pensamientos a través de su cuenta de Instagram con fotografías antiguas de algunos de los momentos más especiales que vivió junto a su pequeño del alma. Este domingo, la actriz ha querido recordar el primer y último verano en el que el joven pudo disfrutar de Mallorca. En concreto, la que fuera investigadora invitada de ‘Mask Singer’ ha publicado una imagen del 11 de julio de 1992 en donde podemos verla en el bordillo de una piscina y con un recién nacido Álex Lequio.

Después, Ana Obregón compartía una imagen del 11 de julio de 2019 y que correspondía con las últimas vacaciones de Álex Lequio en Mallorca. Unos días de desconexión que vivieron madre e hijo juntos después de recibir una buena noticia sobre el estado de salud del joven. Una época en la que madre e hijo disfrutaban el uno del otro compartiendo confidencias y risas en la piscina de la casa familiar de la actriz. «Te echo insoportablemente de menos«, comenta Obregón junto a las imágenes.

La también bióloga rescataba dos antiguas imágenes en las que podíamos verla completamente atenta con un jovencísimo Álex Lequio, quien estaba muy concentrado en la arena de la playa. La sonrisa de oreja a oreja de la actriz deja constancia del buen momento por el que pasaban y lo bien que lo pasaban en familia. Una época a la que le gustaría volver, tal y como ella misma se ha encargado de dejar claro en varias de sus publicaciones.

A pesar de que se encuentra rodeada de los suyos, a medida que avanza el tiempo, la ausencia de Álex Lequio es más notable y nadie puede consolar a la actriz. Los veranos inolvidables junto a su hijo han hecho mella en ella debido a los momentos tan bonitos que han vivido. «Cuando la vida era vida«, llegó a reconocer hace un año.

La actriz se encuentra en un durísimo período de duelo

Ana Obregón se encuentra compungida y al borde del abismo desde la muerte de su hijo y más aún desde el reciente fallecimiento de su madre. Esta siendo un difícil momento para la actriz, que reconoce que la «vida ya no es vida aunque respire». «A veces la vida nos atrapa en un laberinto de felicidad del que creemos que no vamos a salir nunca», reconocía recientemente al recordar cómo celebró la doble graduación de Álex Lequio en las playas de Miami.