La hija de Raquel Bollo acaba de anunciar que se ha mudado a un nuevo piso con su hija Jimena y ha desvelado cómo lleva todos los preparativos para que quede perfecta.


Alma Cortés Bollo ya ha demostrado en más de una ocasión lo apretada que tiene la agenda. Su día a día se resume en el cuidado de su hija, Jimena, la asistencia a sus clases de Derecho, sus compromisos profesionales con las redes sociales o los ratitos de ocio. Ahora, además, se suma una nueva tarea a su día a día, ya que está en plena mudanza tras cambiarse de piso.

Ella misma explicaba en sus redes sociales que este era el motivo de su ausencia. «La verdad es que he estado bastante desaparecida, pero todo ha tenido un motivo muy bueno. He estado de mudanza, ya tengo pisito nuevo, me he mudado. Estoy muy muy contenta. Por eso he estado tan desaparecida, porque la verdad es que ha sido una semana súper caótica», empieza explicando Alma Cortés desde su nuevo hogar.

Aún así, está feliz por haber dado este paso y espera estar ahora más activa en las redes sociales: «Voy a intentar estar más activa por aquí, como siempre. Os iré enseñando rinconcitos de mi casa nueva, cómo van quedando, hasta que finalmente la tenga entera y la enseñe. De momento estoy muy contenta porque los avances han sido fabulosos y a diferencia que en el otro piso, que me compré el vestidor y ni siquiera lo monté, aquí ya está montado. Estoy súper contenta».

Alma Cortés cuenta cómo avanzan los preparativos de su nueva casa

Vídeo: Instagram.

La hija de Raquel Bollo está muy ilusionada con esta nueva etapa y espera tener todo listo en unas semanas para así enseñar el resultado a todos sus seguidores. En apenas unos años, Alma Cortés se ha convertido en una de las ‘influencers’ más conocidas de nuestro país. Sin embargo, esto no le ha hecho centrarse de lleno en esta profesión, sino que es algo que compagina con sus estudios universitarios.

Hace apenas unas semanas ella misma compartía su día a día en plena época de exámenes. La carrera de Derecho la trata de llevar año por año, aunque ya con su faceta como madre primeriza, sea más complicado cumplir con todo lo que supone estudiar. Alma Cortés cuenta con la ayuda incondicional de su madre, que se queda con la pequeña siempre que su hija tiene compromisos.

Aunque por ahora no ha querido mostrar ningún rincón de su nueva casa, Alma Cortés podría haber reutilizado en su nueva casa algunos de los muebles que ya tenía en su antiguo hogar. El motivo principal que le ha podido llevar a usar los mismos muebles y la misma decoración es que hacía apenas unos meses que había cambiado algunas estancias. De esta forma, nos podemos hacer una idea de cómo podría ser su nueva casa, en la que vivirá con su hija.