La madre de Ari Behn, Marianne Behn, ha enviado un emotivo mensaje a su hijo, que decidió quitarse la vida el pasado 25 de diciembre.


La madre de Ari Behn, Marianne Behn, ha enviado un emotivo mensaje a su hijo, que decidió quitarse la vida el pasado día de Navidad a los 47 años.

«La oscuridad nunca te llevó»

«Mi querido Miki. La oscuridad nunca te llevó… Fue la LUZ brillante que se fusionaba contigo«, escribía la que fuera suegra de Marta Luisa de Noruega en su cuenta de Instagram, junto a una foto junto a su hijo en la playa.

De su escueto mensaje, llaman la atención los hashtags utilizados para acompañar su publicación. Palabras como «amor eterno»,»‘amor», «luz», «Cristo» y «Budha» aparecen junto a sus líneas. Una de ellas reza: «Mayor concienciación», haciendo referencia a las enfermedades mentales, como la que padecía su hijo.

Y es que Ari Behn arrastraba una depresión desde que se divorció de Marta Luisa en 2016. Después de 14 años juntos se separaba de la hermana del Príncipe Haakon de Noruega. «Lo hemos intentado todo, pero no podemos recuperar lo que tuvimos», contó entonces la princesa. A raíz de la ruptura, a Ari le tocó luchar contra sus demonios interiores en solitario.

En 2019, Marta Luisa iniciaba una nueva relación sentimental este año al lado del chamán Durek Verret. Pero la vida de Ari Behn seguía librando batallas muy profundas. Él mismo relataba en su último libro, titulado «Infierno», que sufría una «ansiedad devoradora», que su enfermedad le provocaba frecuentes dolores de cabeza, alucinaciones e incluso dificultad para respirar. También reveló que empezó a tener problemas con la bebida. Hasta llegó a acusar al actor Kevin Spacey de tratar de propasarse con él bajo la mesa durante una gala del Premio Nobel.

En aquel libro, Ari Behn se mostraba a corazón abierto. «Puestos en lo peor, soy un payaso. Visto con más clemencia, soy una persona cualquiera y un actor. Para muchos, soy un loco«, escribía.