La familia real de Mónaco se ha reunido un año más para celebrar por todo lo alto el Día Nacional de Mónaco, como cada 19 de noviembre desde 1949. El príncipe Alberto y su mujer, Charlene de Mónaco, han sido los primeros en llegar a la catedral de Mónaco, donde tiene lugar una misa para celebrar este día.

9Alberto y Charlene de Mónaco han acaparado todas las miradas

8Han llegado todos juntos a la catedral de Mónaco

7Pierre y Andrea Casiraghi, acompañados de sus mujeres U443478_039

La llamativa ausencia la ha protagonizado Carlota de Mónaco, que no ha aparecido en este día tan especial. Tampoco lo han hecho su marido, Dimitri Rassam, y sus hijos. Tampoco han estado las hijas de Estefanía, Pauline Ducruet y Camille Gottlieb, pero sí su hermano Louis Ducruet, que ha estado acompañado de su mujer, Marie Chevallier, que ha elegido un look de lo más llamativo.

La que sí ha acudido a la hija pequeña de Carolina de Mónaco, Alejandra de Hannover, que lo hacía con un abrigo camel con cinturón negro en la cintura. Ha estado sola, sin su novio, Ben-Sylvester Strautmann. Durante la llegada a la catedral de Mónaco, compartía confidencias con su hermano.

6Charlene y Carolina han apostado por abrigos largos

5Andrea y Pierre Casiraghi han estado sentados juntos durante la misa U443477_011

4Alejandra de Hannover ha estado sin su novio U443477_008

3Tatiana, Beatrice y Marie han estado situadas tras sus maridos U443477_006

2Estefanía de Mónaco ha elegido un look en negro U443477_003

1Carolina de Mónaco ha sido una de las más elegantes U443478_004