Su último viaje fue muy comentado y estuvo marcado por su polémica vacunación.


Desde que el pasado verano el rey Juan Carlos decidiera abandonar España, han sido frecuentes las visitas de sus hijas, la infanta Elena y la infanta Cristina, a Abu Dabi. Nuevamente las hermanas han viajado para estar unos días junto a su progenitor. Lo hacían el pasado jueves, 6 de mayo, y permanecerán en los Emiratos Árabes hasta este domingo. 

Infanta Cristina, infanta Elena
Gtres

En los nueves meses que el rey emérito lleva fuera de nuestro país, sus hijas han viajado un total de cinco ocasiones. Esta vez, la infanta Elena tomaba un vuelo regular el pasado jueves a mediodía desde el aeropuerto de Madrid Barajas Adolfo Suárez, tal y como publica ‘Vanitatis’. Por su parte, la infanta Cristina viajaba desde Ginebra, ciudad en la que reside. Sus desplazamientos siempre son breves, constantes y van acompañados de una gran discreción, sin embargo el último estuvo marcado por la polémica.

La anterior ocasión en la que las infantas Elena y Cristina estuvieron junto a su padre fue el pasado mes de marzo. Las hermanas de Felipe VI aprovecharon aquel viaje para vacunarse contra el coronavirus cuando en España aún no les hubiese correspondido recibir la primera dosis. Tras el aluvión de informaciones que florecieron al respecto, finalmente, se vieron obligadas a emitir un comunicado donde corroboran los hechos y explicaban algunos detalles.

Gtres

«Tanto mi hermana como yo hemos acudido a visitar a nuestro padre y con el objeto de tener un pasaporte sanitario que nos permitiera hacerlo regularmente, se nos ofreció la posibilidad de vacunarnos, a lo que accedimos. De no ser por esta circunstancia habríamos accedido al turno de vacunación en España, cuando nos hubiera correspondido», indicaba la nota difundida.

La nueva vida del rey Juan Carlos 

El monarca emérito lleva una vida tranquila en los Emiratos Árabes donde se instaló en agosto de 2020. Los primeros meses se alojó en el hotel Emirates Palace, pero después transcendió que se había trasladado a una villa de lujo situada en una de las islas más exclusivas del planeta, Nurai. Este cambio se debió a que el hotel había abierto al público tras unos meses cerrado por la pandemia del coronavirus y don Juan Carlos buscaba tener mayor privacidad. La citada isla se encuentra a tan solo 15 minutos en barco de la capital, Abu Dabi. 

© SEMANA.

El rey emérito comunicó a su hijo, Felipe VI, su decisión de dejar España el pasado verano, concretamente el 3 de agosto. Una noticia que sorprendió a todos y que pronto dio la vuelta al mundo: «Hace un año te expresé mi voluntad y deseo de dejar de desarrollar actividades institucionales. Ahora, guiado por el convencimiento de prestar el mejor servicio a los españoles, a sus instituciones y a ti como Rey, te comunico mi meditada decisión de trasladarme, en estos momentos, fuera de España».