El príncipe Harry ha permanecido en un discreto segundo plano desde que su abuela, la reina Isabel II de Inglaterra, falleciese hace ya más de un mes en su residencia de Balmoral. Tan solo se ha dejado ver en los faustos en memoria de la soberana y, con polémica, para compartir dos fotografías que venían a responder la instantánea con la que su padre, el ahora rey Carlos III, trataba de dejar claro quién forma parte de la familia real británica y quien no. Los duques de Sussex, por supuesto, no gozan de esta distinción. Después de todo esto, el príncipe Harry ha querido relajar la tensión reinante y ofrecer su imagen más cercana y paternal, deslizando detalles hasta ahora inéditos sobre cómo están creciendo sus hijos y cómo se les va perfilando ya su propia personalidad.

Vídeo: WellChild

El marido de Meghan Markle ha participado en una videoconferencia con niños con enfermedades y su familia bajo el amparo de la organización benéfica WellChild, que busca que los pequeños tengan atención sanitaria en casa cuando no puede acudir al hospital. Harry lo hace desde la comodidad de su casa de California, donde ha sufrido numerosos sustos por culpa de intrusos que logran eludir sus extremas medidas de seguridad. Pese a ello, es su hogar y él se siente cómodo incluso para dar detalles íntimos sobre el cuidado de sus hijos, el pequeño Archi de 3 años y la pequeña Lilibet de un añito. El príncipe Harry ha querido desvelar algunas claves del desarrollo de sus hijos y cómo están creciendo poco a poco y consiguiendo logros personales cada día, lo que le llena de especial emoción, como así se desprende de sus inesperadas e inusuales declaraciones.

Al príncipe Harry se le ve especialmente orgulloso de sus hijos, al desvelar detalles como que “Archie está muy ocupado y Lili está aprendiendo a usar su voz, lo cual es genial”, decía especialmente simpático a una familia con la que intercambiaba opiniones sobre su día a día para dar voz a la labor de la asociación benéfica que les ha juntado. El hijo del rey Carlos III se sorprendió al escuchar la voz del niño de cuatro años de esta familia y soltó de forma improvisada: “Suenas igual que mi hijo Archie. Tienes la misma vocecita chillona. Me encanta”, decía divertido, después de haber confesado que su hijo se encuentra en esa fase típica en la que los niños se preguntan el porqué de todas las cosas, se interesan por el mundo que les rodea y no paran de atosigarles con preguntas de lo más variopintas.

Harry y Meghan Markle
Foto: Instagram

El príncipe Harry continuó charlando con otras familias durante unos 39 minutos, hasta que le llegó el turno a la de una niña de diez años que aparecía en pantalla durante la videoconferencia con un globo de ingentes dimensiones con forma de jirafa. Este detalle despertó de nuevo un arranque del duque de Sussex, que reconoció que “Archie también tiene una jirafa desde hace mucho tiempo, la llamamos Gerald”.

Pero el miembro más díscolo de la familia real británica no solo ha dado detalles inéditos de su vida como padre y del desarrollo de sus hijos, sino que también ha hablado sobre sus mascotas, al reconocer que su casa es un constante trajín por sus “cinco niños”: “Tengo un labrador negro llamado Pula, un Beagle rescatado llamado Guy y tenemos otros que acabamos de adoptar, Mía. Los tres corren persiguiendo ardillas y causándonos todo tipo de problemas todos los días. Pero también son perros de apoyo emocional al cien por cien cuando se portan bien”, confesaba divertido, haciendo un improvisado repaso a su particular familia que ha formado junto a Meghan Markle al otro lado del charco.

¿Cuándo tuvo lugar el 'Megxit'?

En enero de 2020, Meghan Markle y el Príncipe Harry anunciaron su intención de abandonar el papel que desempeñaban en la familia real británica y ser independientes económicamente. A partir de la primavera de 2020 dejaron de utilizar el tratamiento de alteza real y dejaron de ser financiados económicamente por la Corona. Tras el anuncio realizado el 19 de febrero de 2021 no han vuelto a ejercer las funciones reales