En Inglaterra uno ya no sabe cuándo guardar la pamela, porque cada dos por tres se anuncia una nueva boda real. Creyendo que ya no quedan más miembros de la Familia Real británica por casar, aparecen nuevos anuncios de compromiso, como así ha sucedido este viernes al conocerse los planes de intercambiar alianzas Flora Alexandra Ogilvy, de 24 años, con Timothy Vesterberg. Pero, ¿quiénes son los novios? ¿qué conexión guardan con los Windsor?

Nuevos detalles sobre la «pobre» boda de Beatriz de York

La Familia Real británica volverá a vestir sus mejores galas para asistir a una boda, aunque será mucho más discreta e íntima que la de sus primos, los duques de Cambridge o los duques de Sussex, por ejemplo. La novia es nieta de Alexandra de Kent, prima carnal de la Reina Isabel II y ha encontrado el amor en brazos de Timothy Vesterberg, antiguo jugador profesional de hockey sobre hielo en Suecia, de donde procede, aunque ahora ejerce como financiero en la capital londinense.

El anuncio de la boda no se ha realizado de forma oficial mediante un comunicado de Buckingham Palace, sino a través de ‘The Times’, donde la joven Flora Alexandra Ogilvy ha deslizado su buena nueva. Además, en sus respectivas redes sociales han dado a conocer a bombo y platillo su intención de contraer nupcias y jurarse amor eterno en los próximos meses, sin precisar el día por el momento, aunque presumiblemente podría ser en verano de 2020.

El sobrio reencuentro entre Meghan Markle y Kate Middleton

Uno de los detalles en los que todos han reparado ha sido en el anillo de compromiso de Flora Alexandra Ogilvy, que brilla sin competencia en las fotos de Instagram. Un detalle que pocos dejaron pasar por alto entre sus 8.000 seguidores al ver la foto que, por cierto, realizó el padre de la futura novia, el fotógrafo James Ogilvy: “¡Estamos comprometidos! Mi marido Timothy me pidió que me casara con él y estamos muy muy felices”, anunciaba.