Michelle Obama explica su polémico error de protocolo con la Reina Isabel II

Han pasado ya diez años desde que Michelle Obama cometiera un error de protocolo al tocar la espalda de la reina Isabel II de Inglaterra. Ahora, la exprimera Dama de los Estados Unidos revela el porqué de su polémico gesto.

Diez años después de su polémico error de protocolo con la Reina Isabel II de Inglaterra, Michelle Obama ha explicado los motivos que la llevaron a ‘meter la pata’ con la monarca británica.

5Un grave error de protocolo con la reina de Inglaterra

Pongámonos en antecedentes. En abril de 2019, Michelle Obama y su marido, entonces Presidente de Estados Unidos, Barack Obama, hacían su primer viaje oficial al Reino Unido. Entonces, durante su encuentro con Isabel II y Felipe de Edimburgo, la que fuera primera dama estadounidense cometió un grave error de protocolo. Abrazó a la reina por la espalda como si se tratase de alguien familiar o conocido. Un gesto fuera de toda regla en un encuentro protocolario con los Windsor.

4Michelle Obama fue muy criticada por su naturalidad 

En su día, Michelle Obama fue muy criticada por pasar su brazo por la espalda de Isabel II. Este tipo de errores son bastante habituales para quienes no conviven a diario con las estrictas normas de protocolo de las Casas Reales europeas. Y los americanos, para este tipo de cosas, están a años luz del trato tan excesivamente formal al que están acostumbrados los reyes de Inglaterra.

3«Hice lo más humano»

Ahora, Michelle ha explicado por qué cometió tal error de protocolo. Lo ha hecho en Londres, durante la presentación de su libro «Michelle Obama, Mi historia», del que ya se han vendido 10 millones de ejemplares. “Para mí ese es un gesto instintivo que hago cuando siento conexión con alguien. Es la manera que tengo de mostrar mis sentimientos. Por eso apoyé mi mano en su hombro. Lo que no sabía entonces es que aquello era un fallo épico. Puede que no hiciera lo correcto, pero sí lo más humano».

2«Deseo que a la Reina no le importara mucho aquello»

El relato de Michelle Obama continúa así. «De verdad, deseo que a la reina no le importara mucho aquello. De hecho, estoy segura que no porque cuando lo hice ella no solo no se retiró, sino que apoyó su mano en mi espalda”.

1Michelle y la reina Isabel II congeniaron

Michelle ha revelado que, a pesar de su polémico error de protocolo, hubo conexión entre ella y la reina Isabel II. “Cuando conocí a la reina Isabel II ella comentó lo alta que yo era. Yo contesté que solo era por los tacones que llevaba puestos. Ella también me habló de los zapatos que llevaba ella, que no eran muy cómodos. En aquel momento tuvimos una conexión que nos hizo olvidar quiénes éramos a parte de dos mujeres cansadas oprimidas por su calzado”.