Los duques de Cambridge se han embarcado en una gira por Reino Unido a bordo del Tren Real para agradecer la labor durante la pandemia. Su primer destino: ¡Edimburgo!


En la noche de este pasado domingo, los duques de Cambridge se dirigieron a la estación londinense de Euston. El motivo: embarcarse a bordo del Tren Real para iniciar una gira por Reino Unido en la que se acercarán y darán las gracias a todos los sectores y regiones del país por su esfuerzo durante la pandemia del coronavirus. Una iniciativa que nuestros Reyes Felipe y Letizia ya llevaron a cabo el pasado verano, sin bien mucho más intensa. Sí, porque si los Reyes de España viajaron durante todo un mes, Kate y Guillermo solo lo harán durante dos días. Así pues, un tour exprés. Eso sí, lo han comenzado con muchas ganas y tendrá una guinda muy especial: la reunión a su término con la reina Isabel, el príncipe Carlos y su esposa, Camilla.

El príncipe Guillermo y su esposa llegaron por la tarde a la estación, donde se encontraban las autoridades y los trabajadores de la misma, con quienes tuvieron al oportunidad de charlar distendidamente durante un rato. Ambos llegaron con sus mascarillas, que ya siempre lucen en sus actos públicos. En el caso de Kate Middleton se trata de un modelo de florecillas que le hemos visto en otras ocasiones, que además está hecha en España.

Los duques de Cambridge se mostraron encantados de iniciar este viaje que les llevará por toda la geografía en un tiempo récord. Lo harán en el famoso Tren Real, toda una reliquia que inauguró la reina Victoria en 1842 y que aún suele utilizar para sus desplazamientos la propia reina Isabel. Durante 48 horas realizarán nueve paradas en Inglaterra, Escocia y Gales y como el Tren Real dispone de todas las comodidades, aunque sean más bien austeras, el matrimonio pernoctará en el mismo mientras se mueven durante la noche de un punto a otro.

Gtres.

Antes de que la máquina se pusiera en marcha, Kate y Guillermo disfrutaron de una despedida muy animada en la estación con la actuación de Shakin’ Stevens, una estrella del pop de los años 80, quien interpretó su gran éxito ‘Merry Christmas Everyone’. Kate incluso bailó un poco al ritmo de la canción.

Kate Middleton eligió un look de estilo militar, pero muy chic, para empezar esta gira con un abrigo largo caqui de Alexander McQueen y botas altas de Ralph Lauren junto a un clásico bolso de Grace Han. El frío intenso en la capital se hacía notar, por lo que además se puso guantes y una bufanda de cuadros escoceses.

La primera parada ha sido Edimburgo (Escocia), donde fueron recibidos por una gaitera. Los duques visitaron en primer lugar un centro de ambulancias del servicio de Sanidad Pública y, posteriormente, acudieron a un colegio. En todo momento, Guillermo y Kate hicieron gala de su característica cercanía y simpatía. Su itinerario exacto se está manteniendo en ‘secreto’ para evitar aglomeraciones en los lugares de destino.

Gtres.

Los duques de Cambridge están demostrando ser los miembros fuertes de la familia Windsor en estos tiempos difíciles. Su juventud y energía hacen que ellos puedan representar a la Corona con menos riesgos que la soberana o su padre. Recordemos también que el propio príncipe Guillermo ya ha pasado el coronavirus (aunque lo hizo en secreto y solo nos enteramos después). La reina Isabel y su esposo están en el castillo de Windsor, donde pasarán la Navidad.

Al término de esta minigira, Kate y Guillermo protagonizarán un inédito posado junto a los miembros sénior de la familia (salvo el duque de Edimburgo), en una imagen de unidad tras un año complicado también para ellos a nivel personal a consecuencia de la marcha del príncipe Harry y su esposa, Meghan Markle.