Ahora que la mascarilla es obligatoria, hay que prestar especial atención a nuestra rutina de belleza y a cómo maquillarte para estar impecable


Hemos estado meses prácticamente sin utilizar nada de maquillaje. Con la llegada de la normalidad, tenemos ganas de volver a ponernos guapas y sacar nuestros mejores vestidos y apuntarnos a las tendencias beauty de la temporada, pero hay que tener en cuenta que ahora tenemos que llevar la mascarilla. Por este motivo, nuestra rutina de belleza y nuestro maquillaje tiene que ser acorde con este nuevo estilo de vida. Y es que porque tengamos que llevar la mascarilla no es sinónimo de renunciar al maquillaje. Tranquilas, Uala nos desvela los secretos y consejos para mantener en buen estado la dermis facial, sin que el rostro presente alteraciones.

Reduce la cantidad de producto

Llevar la mascarilla significa cubrir la cara, pero también la piel que, especialmente en verano y debido a las altas temperaturas, necesitará más espacio para respirar. Y es por ello que es aconsejable no aplicar muchas capas de productos diferentes, que podrían actuar de manera opuesta, creando un ambiente húmedo y, como resultado, causar piel sudorosa, poros ocluidos, espinillas, granos e irritación. Si se opta por no prescindir de la base de maquillaje favorita, es esencial recordar que sólo se deben utilizar productos impermeables y sin transferencia para evitar que se ensucie la mascarilla.

Apuesta por el maquillaje en polvo y resalta la mirada

Para conseguir un maquillaje delicado y eficaz, es aconsejable optar por los polvos y los productos minerales ya que son menos propensos a fundirse y transferirse del rostro a la mascarilla. Los expertos de Uala acosejan potenciar la zona de los ojos apostando por el corrector, las sombras de ojos, el delineador y la máscara de pestañas.

La rutina de cuidado labial no debe faltar

Aunque los labios queden ocultos por la mascarilla, es importante cuidarlos y para ello se requiere un exfoliante y un buen bálsamo labial. Es importante que también añadas a los cuidados labiales aquellos bálsamos con protector solar, ya que la piel es muy finita y es fácil de que se queme si le da el sol de manera continuada y sin ningún tipo de protección.

Toallitas para reducir la sudoración y los brillos

Aquellos que sufren de hiperhidrosis, o sudoración en exceso, no lo tienen fácil con la mascarilla; y para hacer frente a este problema, desde Uala aconsejan tener siempre a mano toallitas absorbentes que eliminen el exceso de grasa, ya que son excelentes aliadas para eliminar los brillos de la cara y reducir la sudoración.

Especial cuidado de la piel una vez que se retira la mascarilla

Es importante limpiar bien la piel con un limpiador suave y un tónico purificador por razones tanto higiénicas, como estéticas. Una vez que la piel se ha limpiado a fondo, es aconsejable aplicar una crema hidratante.