Los cosméticos resistentes al agua, conocidos como waterproof, no son solo para la playa y la piscina, también aguantan el calor, el viento y el sudor. ¡Tus aliados perfectos en verano!


Surgieron en los años 30 en los estudios de cine para rodar películas bajo la lluvia. Años después, los cosméticos waterproof han ido evolucionando y mejorando su formulación, convirtiéndose en los más recurrentes en la época estival. Y no solo porque estarás perfecta en la playa o en tus fotos bajo el agua de la piscina, sino porque también aguantan perfectamente el sudor. ¡Básicos en tu neceser beauty! Este es el maquillaje que debes usar en verano.

¿Cómo funcionan?
Los productos waterproof están creados a base de unos polvos microionizados y ceras finas que repelen el agua y se adhieren a la piel creando una película uniforme. No llevan agua en su formulación, por lo que no se diluyen en contacto con la humedad. La máscara de pestañas es el cosmético estrella, pero con el paso de los años han aparecido bases, perfiladores de ojos y labios, sombras, coloretes e iluminadores.

Antes de aplicar la base…
Lo ideal es aplicar primero una crema hidratante. Después, comienza con la base waterproof, pero elige una que sea parecida al tono de tu piel, para dar un aspecto natural. Mejor si es de larga duración. Por suerte las bases de maquillaje resistentes al agua también contienen agentes matificantes que ayudan a que no aparezcan antiestéticos brillos en el rostro, habituales en verano.

Ojos y labios perfectos 24 horas
En estos meses de calor la humectación es fundamental, y tus labios no están exentos de ello. Para que el labial waterproof se mantenga en perfectas condiciones durante toda la jornada usa antes un poco de vaselina o cacao. Y si eres de las que no pueden salir de casa sin usar sombras, mejor apuesta por las que vienen en formato crema o mousse, se fijarán en tu piel sin desaparecer, aportan un aspecto muy natural y suelen contener ingredientes nutritivos.

¿Cómo se retira el maquillaje waterproof?
Funcionan muy bien las aguas micelares o los desmaquillantes bifásicos, que se basan en la mezcla de agua y aceite. (Antes de usarlos, deberás agitar bien para que se mezclen ambas partes). En primer lugar, retira el maquillaje con el producto de tu elección, asegurándote de que no queden restos en zonas complicadas como la base de las pestañas. Hazlo tantas veces como sea necesario para que no queden residuos en la piel y, a continuación, hidrata tu rostro adecuadamente. Recuerda que este tipo de maquillaje puede provocar que tu piel esté algo más seca de lo habitual.

Si no tienes a mano limpiadores específicos waterproof solo tienes que impregnar un poco de aceite de oliva o de coco en un algodón y usarlo como desmaquillante. ¿El secreto en labios y ojos? Dejarlo unos segundos antes de retirar suavemente.

¿El maquillaje water resistant es igual?
Aunque muchas piensan que es lo mismo que el maquillaje waterproof, no es así. ¿La diferencia? El water resistant no está indicado para la playa, ya que estos no son resistentes al contacto con el agua, sino únicamente a las lágrimas y a la transpiración. Este tipo de cosméticos son perfectos si quieres lucir buena cara en el gimnasio o en eventos como bodas, donde la emoción te puede jugar una mala pasada.