Las dos hermanas han reunido hoy con los galardonados al Premio Princesa de Girona. Sin embargo, ha sido la infanta la que ha acaparado todas las miradas gracias a un moño.


Esta tarde tiene lugar la ceremonia de los Premios Princesa de Girona. Un evento al que, como no podía ser de otra manera, los Reyes Felipe y Letizia no han querido faltar y esta mañana se han dejado ver por Barcelona en un encuentro con los galardonados en las pasadas ediciones. Ha sido en el Palacete Albéniz, situado en la montaña de Montjuic, residencia oficial de los Reyes cuando están en la ciudad condal. Y allí  también han acudido las más pequeñas de la familia, la Princesa Leonor y la infanta Sofía. Sin embargo, ha sido esta última la que en esta ocasión ha robado todo el protagonismo a su hermana gracias a un llamativo pero sofisticado y acertado moño.

La mayor de las hermanas tenía un importante papel como presidenta de honor de estos galardones. Sin embargo, y aunque las dos han brillado con su estilismo, ha sido Sofía la que ha conseguido captar todas las miradas gracias a su sorprendente e innovador peinado. La pequeña de las dos ha apostado por un moño alto de lo más acertado. Se trata de un semirrecogido muy elevado que dejaba media melena suelta y perfectamente alisada. Un peinado que nos ha llamado (y mucho) la atención, pues no es demasiado común ver a las mini royals arriesgar demasiado con sus looks capilares.

Los looks (en clave de azul) que han elegido Leonor y Sofía

Aunque el acertado moño de la Infanta Sofía se ha convertido en el auténtico protagonista de este esperado encuentro; no podemos olvidar repasar los también ideales estilismos que las hermanas han elegido para la ocasión. Y es que ambas, y también su madre, han elegido vestidos en tonos azules para tal especial ocasión. La Princesa, que estaba al frente de la Familia Real, ha triunfado gracias a un favorecedor vestido azul de estampado floral de Mango que se ha convertido de inmediato en uno de nuestros favoritos del verano. Se trata de un diseño de mangas abullonadas y escote cuadrado que, con largo hasta la rodilla, le sentaba genial. Lo ha combinado con unas bailarinas de charol negro acabadas en punta de unas de sus firmas favoritas, Pretty Ballerinas.

La menor de las dos, por su parte (y siguiendo con la temática azulada), ha elegido un diseño baby blue con detalle de nido de abeja en mangas y cintura que le marcaban discretamente su figura. Un modelito de corte wrap de la nueva firma de Springfield, High Spirits, al que han añadido un poco de tela para cerrar el escote y que, como ha hecho en anteriores ocasiones, ha llevado con unas bailarinas planas nude de charol con detalles de tiras de Carolina Herrera.