Por fin sabemos cuál es el tratamiento que sigue la modelo y presentadora para reducir la grasa corporal y presumir de cuerpazo.


Eva González no se esconde y, siempre que tiene oportunidad, comparte con sus seguidores de Instagram esos tratamientos y esos cosméticos que le ayudan a cuidar su imagen. La modelo, que dio a luz a su primer y único hijo en 2015, puede presumir de cuerpazo y de estar la mar de estupenda a sus 40 años de edad. Ella no tiene ni una sola arruga ni un ápice de grasa corporal y eso, aunque tiene un importante factor genético, se debe en gran parte al cuidado que ella dedica a su aspecto físico. La presentadora de La Voz de Antena 3 le gusta estar siempre radiante y, sin tapujos ni miedos, se atreve con los sistemas más innovadores en cuanto a belleza se refiere; probando la tecnología más vanguardista para cuidarse tanto por dentro como por fuera.

Algo que hemos podido descubrir gracias a su último story en la red social. En él, la mujer de Cayetano Rivera ha querido contar a sus cerca de un millón y medio de seguidores que ha vuelto al centro de belleza de Carmen Sarmiento para someterse a los beneficios de un dispositivo de última generación diseñado para reducir la grasa corporal de cualquier cuerpo. «Hoy toca retomar uno de los mejores tratamientos y además exclusivo en Sevilla: EMSculpt»; contaba a través de su cuenta de Instagram.

EMSculpt: Así es el tratamiento que usa Eva González para eliminar su grasa corporal

Según la propia página web del centro de belleza de Carmen Sarmiento, este exclusivo tratamiento consigue transformar la energía electromagnética generado en un haz que se puede proyectar en áreas determinadas del cuerpo. Una emisión que además se divide en pulsaciones, ajustando sus intervalos en distintas secuencias para conseguir diferentes resultados según se requiera. Eva González, por ejemplo, la usa para remodelar su figura y reducir su índice de grasa corporal.

Este sofisticado software ha sido especialmente diseñado para actuar de manera específica en cada zona del cuerpo, mediante los diversos patrones de pulsación programados. Eso sí, de una forma nada invasiva y totalmente indolora. Este sistema busca quemar la grasa corporal estimulando directamente las neuronas que activan nuestros músculos cuando hacemos ejercicio, contrayéndolos. Pero no sólo eso, si no que lo hace con una frecuencia muy superior (supramáxima) a la que lo realiza el sistema nervioso, por lo que los resultados son increíbles. No nos extraña lo más mínimo que la modelo y presentadora se haya decantado por esta tecnología tan exclusiva. ¡Nosotras también queremos!