Eugenia Silva es ejemplo de moda y belleza a partes iguales. Si siempre analizamos sus looks al detalle, hoy nos hemos fijado en su favorecedor color de pelo con mechas que sientan genial a las melenas oscuras


Para quintarnos años de encima, tan importante es la ropa como el corte de pelo que llevamos. Sí, todo forma parte de un conjunto detalles que juegan a nuestro favor o en nuestra contra. Un cambio de imagen puede rejuvenecerte en cuestión de minutos. En este sentido las mechas de Eugenia Silva pueden ayudarte.

Tiene 46 espléndidos años y es poseedora de unos de los cabellos más bonitos del mundo de las celebrities. Si bien es cierto que con el paso de los años, la melena pierde densidad, luz y tiende a debilitarse, para la modelo esto son «habladurías». Ella sabe cómo potenciar su imagen y qué tono debe utilizar para estar favorecida. Ha apostado por las mechas que están arrasando en los salones de belleza: conocidas como money piece y ella las lleva en tonos dorados.

Eugenia Silva lleva las mechas que rejuvenecen y dan luz al rostro

Si queremos elegir una coloración sin sumar años de más a nuestra edad, debemos evitar los colores oscuros y apagados porque endurecen las facciones y la mirada y, ¡ojo! resaltan las arrugas. Por eso es preferible elegir colores más cálidos y con pequeños toques de iluminación. También conviene mezclan tonos, de la misma paleta cromática, para dar más profundidad. En este sentido, Eugenia lleva las mechas que rejuvenecen en los mechones delanteros que enmarcan el rostro, dando así un extra de luz a su rostro y su melena castaña.

Lo bueno de este tipo de coloraciones es que se adapta a todo tipo de colores, desde las castañas a las rubias. El objetivo es subir unos tonos los mechones que caen a la cara y mantener las raíces con ese efecto natural más oscuro.

No requieren muchas visitas a la peluquería

Además de ser muy sutiles, lo que las convierte en las mechas perfectas para las mujeres que tienen miedo a los cambios radicales, son muy fáciles de llevar porque necesitan muy poco mantenimiento. Lo único que requiere es un pequeño retoque en los mechones delanteros de vez en cuando, al tratarse de una técnica que aclara el cabello sin tener que teñir toda la cabeza. Es una evolución de las mechas californianas con un acabado más natural.

¿Un plus? Al tratarse de ligero toque de luz en la zona frontal, sin grandes decoloraciones, la salud del pelo no se ve comprometida. ¿Todavía no estás convencida? Solo hay que ver lo bien que le queda a la empresaria para entenderlo. Si te fijas bien te darás cuenta que parece que su cabello ha sido aclarado por el sol sin necesidad de pasar por la peluquería. Para muestra, nuestra galería. (Sigue bajando).