La actriz ha confesado a Jesús Calleja que se siente a gusto con su soltería tras poner fin a su relación de quince años con el también actor Luis Bermejo.


Malena Alterio ha sido el personaje invitado a la nueva entrega de ‘Planeta Calleja’. En el programa de Jesús Calleja, la actriz ha viajado con el montañero hasta Italia. Allí han recorrido el archipiélago de las Eolias, al norte de Sicilia, han visitado la isla de Vulcano y han navegado en kayak por las aguas sulfurosas.

Sobre su padre: «Es un gran tipo»

Durante la grabación del programa, el leonés ha tenido tiempo de charlar con la hispano-argentina sobre su vida, su carrera como actriz y su familia. Hija de Héctor Alterio y hermana de Ernesto, habla de su padre con verdadera admiración. «Es un tipo muy especial mi padre. Siempre ha sido muy coherente con lo que ha hecho, con cómo lo ha hecho, con el discurso que ha tenido, con el medio, con la profesión. Un gran tipo».

Aunque en su familia parecen llevar el gen de las artes escénicas, lo cierto es que nunca se sintió presionada para elegir un camino u otro. «Mis padres siempre han querido que yo hiciera lo que me hiciera feliz», ha explicado.

De hecho, su carrera como intérprete es casi producto de la casualidad. «Sucedió de una forma normal. Me apunté a clases de interpretación un poco de hobbie, como una extraescolar. La cosa fue creciendo y creciendo y de repente terminé los cuatro años de Cristina Rota».

Famosa por su papel de Belén en ‘Aquí no hay quien viva’, Malena ha recordado que el ‘boom’ de popularidad durante la popular serie de televisión «era de no poder caminar por la calle». Según ha relatado, «la gente se piensa que soy como me ven en la tele, pero no soy así. Soy normalita, calmada».