La colaboradora ha explotado en llanto en ‘Sálvame’, donde le han preguntado por su affaire con un conocido futbolista. «No me voy porque necesito trabajar».


Marta López ha estallado contra sus compañeros de ‘Sálvame’. Dos semanas después de que saliera a la luz pública el escándalo de ‘Merlos Place’, la exconcursante no ha aguantado más la presión y ha roto en llanto. «Llevo 15 días que no se los deseo a nadie. Es insoportable», ha explicado, entre lágrimas.

Desde que se destapara el escándalo del triángulo amoroso de Alfonso Merlos, el nombre de Marta ha estado en boca de todos. La madrileña ha dado su versión sobre la traición del periodista en distintos platós de Telecinco, donde se ha convertido en el personaje más reclamado del momento. Pero ya son muchos días y el estrés ha podido con ella.

El programa arrancaba con una nueva vuelta de tuerca en el culebrón amoroso del momento. El tema de la tarde era la relación oculta de Marta López con un famoso futbolista de primera división. 

¿Un affaire con un conocido futbolista?

La posible relación de Marta con un jugador de fútbol ha dado pie a todo tipo de preguntas. «¿Es guapo? ¿Cómo lo conociste? ¿Fue él quien se puso en contacto contigo? ¿Llegaste a pensar que tendrías algo con él? ¿Quién dio el primer paso?». Son solo algunas de las preguntas que Jorge Javier Vázquez formulaba a la exconcursante de ‘Gran Hermano’ al inicio del programa.

Intentando mantener el tipo, y sin intención de desvelar el futbolista que ha formado parte de su pasado amoroso, Marta respondía de forma breve. Únicamente ha confirmado que «le conocía desde hace mucho tiempo», que la historia fue una sorpresa y que el jugador «no me ha defraudado». Sin embargo, no estaba dispuesta a hacer más grande la gigante bola de nieve en la que se ha convertido su vida sentimental. Quería hablar lo justo. «Parece que es algo que yo quiero engordar o que quiero darle importancia. Me siento incómoda», confesaba. «Si yo hubiera querido decir algo de esto lo hubiera dicho».

La bronca de Kiko Hernández a Marta

Marta quería dejar claro que no estaba a gusto dando detalles de un idilio que hasta ahora ha querido mantener al margen de los medios. «Me gusta tener relaciones duraderas y con personas que no tienen pareja. Esto me da pudor. No voy a hablar más», aseguraba.

La tensión fue en aumento cuando su amigo Kiko Hernández intervenía en el programa para echarle una bronca en dinero. El colaborador le ha recriminado entrar en el juego del programa. «No juego, pero doy pistas. No juego, pero vamos a jugar a este tema. ¡Chica, plántate! No voy a hablar, y se acabó. Es que juegas, pero al juego que tú quieres», le ha dicho. Ha sido entonces cuando Marta se ha derrumbado. Es amiga de Kiko desde hace casi 20 años y sus palabras la han hundido por completo. 

«Estoy aquí porque soy una curranta, pero esto me hace daño»

«Llevo 15 días que no se los deseo a nadie. Parece que estamos mezclando… que me he querido hace la víctima. Ahora parece que estoy disfrutando con esto. Sé dónde estoy trabajando. Lo único que quiero es coger e irme no me voy porque necesito trabajar», decía, agobiada.

«Os lo estáis pasando todos bien. Estoy sentada aquí porque soy una curranta nata, pero esto me hace daño. He rezado para que nadie viera esto. He estado a punto de no venir. Pues si tengo que hacer esto, lo hago. No puedo detener que la gente hable, pero parecer que estoy disfrutando de todo esto no me gusta», añadía. «Vengo de una situación… No había dormido. Os estáis pensando que estoy encantada que estoy feliz, pero lo único que necesito es trabajar».

No sabéis lo que he aguantado

La madrileña ha querido dejar claro que su presencia en los platós se debe a su necesidad de tener ingresos económicos, no a un afán por seguir hablando de su vida. «No me levanto porque tengo que trabajar. Sé que es el precio que tengo que pagar, pero todo tiene un límite. No sabéis lo que he aguantado desde entonces».

«Esto forma parte de la televisión», le ha recordado Kiko. «Pero yo puedo llegar y cansarme», señalaba Marta. «Que si estoy obsesionada con señores casados. Que digan lo que quieran y jugad con esto. Sé que os lo estáis pasando muy bien».

María Patiño le ha recordado que todos los compañeros del programa la han arropado. «Has estado apoyada mayoritariamente por los compañeros de ‘Sálvame’. Entiendo a Marta. Has tenido el apoyo de todo el mundo». Ésta le contestaba: «No lo he tenido, me lo he ganado. Entiendo que vengo aquí, que me van a poner un video y que tengo que hablar. He sido muy generosa y he hablado en tu programa, María. Sé muy bien dónde estoy. No trabajo en la Seat».

«Solo quería decirle a Marta: ten cuidado, protégete, que mucha gente se va a apuntar al carro y que no estás desmintiendo nada. Quizás mi tono no ha sido el más apropiado y no quiero ver a Marta así. Creo que los amigos están para decirse lo bueno y también lo malo. Daría cualquier cosa para protegerte. Llevo 18 años trabajando con Marta y nunca la he visto así como la estoy viendo estos días. Ya pasa por preocuparme», concluía Kiko Hernández.