Hace unas semanas la veíamos haciendo gala de su innata elegancia enfundada en el clásico traje de tweed y los zapatos bicolor de Chanel par acudir a una boda en Roma, junto a todos sus hijos y sus respectivas parejas. Los años pasan, llegan nuevas royals con mucho estilo, la mayoría de su propia familia, pero Carolina de Mónaco siempre seguirá siendo nuestra reina indiscutible del glamour. Y parece que lo consigue sin esfuerzo, sin grandes producciones y sin necesidad pasar por los retoques estéticos, como hacen la mayoría de sus «colegas».

Si caemos rendidas cada vez que la vemos en una de los grandes eventos del Principado (el próximo 8 se celebrará el Baile de Rosa, donde ella brilla cada edición), también lo hacemos con sus looks más casual. Su última aparición en un acto en Montecarlo es la mejor prueba. Te lo detallamos todo porque estamos seguras que no vas a poder resistirte a él.

El look más sencillo de Carolina de Mónaco también derrocha elegancia

Tengas la edad que tengas, la princesa de Hannover es la mejor inspiración. Ya sabemos que cuando lleva los vestidazos y los trajes de Chanel es complicado seguirle la pista, pero en esta ocasión su estilismo es muy fácil de copiar en versión low cost. La princesa monegasca acudió a uno de los actos de la Semana PhiloMónaco, organizada por la asociación Encuentros Filosóficos de Mónaco, donde distintos expertos han reflexionado sobre ecología, educación, cuidado, mujer y placer, y en los que su hija Carlota Casiraghi ha tenido un papel destacado.

Un acto informal, en el que ella también eligió el look más casual, perfecto para la ocasión. Carolina optó por unos sencillos pantalones pitillo en negro, una camisola blanca con aberturas laterales y las clásicas bailarinas bicolores de Chanel. Ni más ni menos. Sencilla, relajada, pero a la vez sin perder nada de su elegancia.
Prácticamente sin maquillaje, con su melenita de canas peinada de la manera más natural, unos diminutos pendientes y gafas de ver, la princesa de Hannover nos ha vuelto a demostrar que la naturalidad es la mejor arma de estilo.

Su look nos ha encantado para llevar en cualquier momento, por eso te lo hemos replicado en la versión low cost.