La presentadora de ‘Flash Moda’ ha combinado una elegantísima blazer de la mejor forma; reinventando así el clásico traje de chaqueta.


Lo hemos dicho en multitud de ocasiones pero lo cierto es que probablemente no nos cansemos jamás de repetirlo. Nieves Álvarez es una de las mujeres más elegantes y estilosas de nuestro país. Y quien se atreva a negarlo, es que no ha visto una alfombra roja de los Premios Goya en su vida. La presentadora de Flash Moda sabe cómo vestir en cada ocasión y, siempre que acude a un evento o gala, elige sus mejores galas. Su estilo es exquisito y sus conocimientos sobre moda, prácticamente infinitos. Lo que la llevan a convertirse en una de las mejores vestidas de cualquier fiesta o lugar. Y en esta Semana de la Moda de Madrid 2021 no ha sido menos. La modelo ha acudido a la presentación de la nueva colección de The Extreme Collection; y lo ha hecho reinventando el clásico traje de chaqueta y convirtiéndolo en un look de lo más sexy.

Nieves Ávarez actualiza el traje de chaqueta más clásico y lo convierte en el look más sexy

La modelo lleva ya varias temporadas siendo imagen de la marca y era más que esperable que ella actuase como perfecta embajadora en esta emotiva presentación. Sin embargo, lo que no nos esperábamos, es que luciese un look tan sumamente rompedor. Tratándose de The Extreme Collection, una firma que apuesta por reinventar las blazers y convertirlas en la prenda estrella de nuestro armario; nos imaginábamos que Nieves Álvarez escogería un sofisticado traje de chaqueta y se subiría a unos siempre acertados stilettos para posar junto a las nuevas piezas de la marca. Pero no ha sido así. Y es que la top model ha querido sorprendernos combinando la blazer de esmoquin mas clásica con un vestidazo negro hasta el suelo. Un conjunto rompedor que nos ha dejado a todas con la boca abierta.

Se trata de una combinación de lo más inesperada pero, al mismo tiempo, de lo más acertada; pues consigue aunar dos conceptos que siempre funcionan: elegancia y sensualidad. La chaqueta, en color negro, con hombreras, botonadura dorada y solapas a contraste en blanco, es la prenda perfecta para derrochar glamour. El vestido, también en color negro, largo y con enorme abertura lateral que llega casi hasta la ingle y que deja una rodilla al aire, es de las cosas más sexys que hemos visto últimamente. Una mezcla atrevida pero al mismo tiempo acertada que nos deja claro, una vez más, que ella entiende (y mucho) de moda.