Hace más de veinte años que el nombre de Eugenia Martínez de Irujo está ligado al de la firma de joyería Tous. Comenzó siendo imagen de la casa y muy pronto se lanzó con su primera colección bajo el nombre de Eugenia by TOUS, que han sido un éxito año tras año. La vena creativa de la duquesa de Montoro queda reflejada en sus joyas minimal y con ese toque hippie que es su seña de identidad, algo que también queda patente en su nueva colección Save, con que que rinde homenaje a los océanos: “Esta nueva colección supone mi pequeño granito de arena para una causa noble, la protección animal, que me conmueve y emociona. Porque, como siempre, Eugenia by TOUS nace de una parte de mí”, afirma Eugenia.

La colección está compuesta por collares, pulseras, pendientes y anillos realizados en plata de primera ley pavonada y gemas de color, como la cornalina, amatista, aventurina, dolomita o lapislázuli. Todas las piezas tienen como protagonistas diferentes figuras marinas, como la tortuga, el caballito, la estrella de mar, las conchas y las caracolas.

Eugenia Martínez de Irujo comprometida con el medio ambiente

La colección Save Ocean incide en el compromiso de Eugenia con la conservación del medio ambiente, por lo que un 5% de las ventas se destinarán a la ONG WWF España, dedicada a la defensa de la naturaleza y el medio ambiente.

“Las colecciones son el resultado de una parte importante de mí. De lo que soy, de mis recuerdos, de todo aquello con lo que me identifico, me inspira y me conmueve. Quienes me conocen bien a menudo me describen como una persona apasionada, y debo reconocer que me gusta mucho este adjetivo. Es cierto, soy una apasionada de la vida, de la familia, de los pequeños gestos que intentan mejorar el mundo, de la naturaleza y, por supuesto, de los animales”, afirma la duquesa de Montoro.

Eugenia Martínez de Irujo
Cortesía Tous

La necesidad de expresar esta pasión con la que tanto se identifica llevó a Eugenia a crear Save, su colección de 2021 para TOUS, que representaba un recorrido por la naturaleza de la mano de siete animales en peligro de extinción, la cabaña y el árbol de la sabana. Ahora son los océanos la temática de sus nuevas joyas.

Pero la creatividad de la duquesa no se queda ahí. Durante el confinamiento volvió a recuperar el hábito de la pintura que tuvo su reflejo en una exposición con sus cuadros con fines solidarios, que fue un gran éxito. Luego llegaron las mascarillas, gorros y kimonos estampados con sus aclamadas obras pictóricas… Y estamos seguras que muy pronto nos sorprenderá con otra exitosa faceta artística.