Rocío Flores
Foto: Telecinco

Rocío Flores se niega a hablar con 'Sálvame': “Soy educada y me da cosa girarte la cara"

Rocío Flores se ha negado a hablar con Kike Calleja y 'Sálvame' durante la inauguración del museo de José Ortega Cano

La relación de la familia Flores con 'Sálvame' no está pasando por su mejor momento. Sin ir más lejos, este jueves 19 de enero, Rocío Flores se negaba a hablar con el programa durante la inauguración del museo de José Ortega Cano. Después de hablar con las agencias allí presentes, sin responder a ninguna pregunta polémica, era Kike Calleja quien se acercaba a ella para entablar una conversación con la joven influencer. Sin embargo, ella se ha negado a hablar con él ni responder a las preguntas del programa. "¿Te puedo hacer un par de preguntitas?", decía el reportero. "Sabéis que no. No tengo nada que decirte Kike", respondía Rocío Flores con cara de poco amigos.

Rocío Flores

Foto: Telecinco

"Ya lo sabéis todo. Es todo muy bonito pero sabéis que no tengo nada que hablar con 'Sálvame'. Te lo agradezco. Estoy aquí porque soy una persona educada y me da hasta cosa girarte la cara pero no tengo nada que decir", continuaba diciendo la joven influencer. A pesar de los varios intentos del reportero por intentar hablar con Rocío Flores, ella se ha negado de manera tajante. No quiere saber nada del universo 'Sálvame', quien despidió a su padre, Antonio David Flores.

El programa de las tardes de Telecinco se está buscando muchos enemigos. Sin ir más lejos, horas antes era Gloria Camila Ortega quien mostraba su malestar con Kiko Hernández. El colaborador de televisión había dado una información que la hija del diestro se había encargado de desmentir e incluso acusó al colaborador de televisión de inventarse un cáncer. Unas palabras a las que respondió el propio Kiko Hernández, visiblemente muy molesto, e incluso entró en el debate Rosario Mohedano: "Grandísimo HDP", decía la hija de Rosa Benito.

Vídeo: Europa Press

Con quien sí habló Rocío Flores fue con otros medios de comunicación. La joven no dudó en mostrar su apoyo al diestro en su nuevo proyecto, ya que lo considera de la "familia". "Pues sí, aquí, apoyándole en su nuevo proyecto", decía. "He venido a Madrid al médico, tampoco tengo que dar muchas explicaciones. He venido porque me ha apetecido, es mi familia y tengo todo el derecho del mundo a venir", sentenciaba lanzando así un dardo envenenado contra su madre, Rocío Carrasco.

X