Miguel Marcos responde tras conocer el accidente de Belén Esteban que le ha provocado la fractura de la tibia y el peroné.


La aparatosa caída de Belén Esteban le ha provocado una fractura de tibia y peroné. Así lo han anunciado esta tarde en ‘Sálvame’, después de que la colaboradora fuese trasladada a la clínica de la Luz en Madrid para ser sometida a un chequeo completo tras caer al suelo y lastimarse el pie derecho.

«Ya hay diagnóstico. Tiene una fractura de tibia y peroné. La buena noticia es que no va tener que ser operada, pero no va a poder apoyar el pie en un tiempo… va a tener que estar inmovilizada de seis a ocho semanas», han anunciado en ‘Sálvame‘ poco después del incidente de la madrileña, que ha llegado a su domicilio en Paracuellos del Jarama sin hacer declaraciones. Y es que, tal y como ha destacado su compañero Omar Suárez, al dirigirse al centro médico estaba «cabreada, preocupada y ha estado llorando». Su marido, por su parte, se ha encontrado con las cámaras al llegar a su residencia. No se pierda el vídeo para ver la reacción de Miguel Marcos al conocer la noticia del accidente de su mujer. «Todavía no sé nada», asegura.

Vídeo: Europa Press

Belén Esteban no esperaba este contratiempo y aún siente rabia por lo que ha sucedido. Sabe que es un accidente, pero ahora no le quedará más remedio que paralizar sus proyectos y próximos viajes, ya que por delante le queda una lenta recuperación. Como mínimo tendrá que mantener reposo y no apoyar el pie en un periodo que se puede prolongar hasta dos meses. «Tenía planes próximamente, como ir a la Feria de Abril», han desvelado en el espacio de Telecinco. Ante este suceso tendrá que cancelarlos.

Este lunes, todo ha sucedido muy deprisa. Belén y su compañera Lydia Lozano participaba en una prueba que imitaba a las que hacen los concursantes de ‘Supervivientes’ desde el plató de ‘Supervivientes’. Así, las dos se tenían que sujetarse de una barra. Pero a Belén parecían escurrírseles las manos y no ha tardado apenas en caer al suelo. Inmediatamente se ha percatado de que algo no iba bien.

«He notado el hueso cómo me ha chascado… Me he roto el hueso», se ha quejado Belén Esteban

«He notado el hueso cómo me ha chascado. No me puedo levantar, me he roto el hueso», se quejaba Belén, llorando del dolor. Casi no podía articular palabra. Y mucho menos moverse… En cuestión de minutos han venido a verla el personal de asistencia médica de Mediaset y han corroborado que no se trataba de un esguince: todo parecía indicar que, tal y como se temía la madrileña, se había fracturado algo.

Telecinco

De momento, hay que aguardar un tiempo para poder saber si Belén Esteban deba ser operada o no por culpa de esta fractura. Por lo general, en los casos de rotura de tibia y peroné, el tratamiento más común consiste en inmovilizar la zona con yeso. Pero este lunes en el hospital no ha sido posible escayolar.

«Es una fractura muy limpia», pero podría pasar por quirófano

«Tal es la hinchazón de la pierna que no la han podido inmovilizar. Es una fractura muy limpia y no tiene por qué tener complicaciones. Si no se curara de esta forma habría que operarla», ha contado el reportero Omar Suárez. De ser así, la ex de Jesulín de Ubrique tendría que pasar por quirófano para solventar su rotura con un tratamiento quirúrgico. Esta suele realizarse cuando el hueso se desplaza de su situación. En estos casos se suele colocar de una placa metálica con tornillos, así como una varilla en la mitad inferior del hueso, y clavos metálicos a través del hueso a través de fijación externa o bien tornillos.

Telecinco

Curiosamente, antes de realizar la prueba que ha provocado su caída, Belén ha sentido miedo de caer. Así lo ha revelado Gema López: «Tenía miedo a caerse… y se cae». La periodista ha lamentado lo sucedido: «Es una faena. Vaya caída más tonta». 

Hasta el momento, Belén no ha querido contestarle el teléfono a sus compañeros. Tampoco se ha pronunciado en las redes. Ni ha querido responder a la prensa gráfica cuando se ha encontrado con ellos en la puerta de su domicilio. Solo ha querido comunicarse con los suyos una vez que era trasladada desde los estudios de Mediaset al centro hospitalario. «Ha estado hablando con su madre y con su familia y la han tranquilizado», han señalado sus compañeros. Una de las incógnitas ahora es saber si su baja le impedirá sentarse delante de las cámaras o si a pesar de su fractura se animará a ocupar su sillón de ‘Sálvame‘, como cada semana.