Marta Pombo se ha confesado sobre lo duro que ha sido su ausencia en redes y es que, según ella misma, no era capaz de salir de la cama.


Marta Pombo desapareció de redes sociales sin apenas dar explicaciones. La hermana de María Pombo no era feliz y quiso cerrar su perfil de Instagram para tomarse un respiro y resetear tras un vaivén de emociones. El motivo principal no era otro que su divorcio, siendo un año y medio después de casarse cuando quisieron poner punto y final a su matrimonio. Hace tan solo unos días volvió al mundo influencer y lo hizo con más fuerza que nunca, pero sobre todo, con un nuevo miembro en su familia: una adorable perrita llamada Gaia. Poco después de confesar cómo se encuentra, la prescriptora de moda ha concedido una entrevista a ‘La influencia’ en la Cadena Cope, donde ha explicado sin miedo alguno la montaña rusa que ha vivido estos meses lejos del universo 2.0. «Me da miedo volver pero creo que puedo hacer mucho bien a muchas personas», comienza diciendo la influencer.

Redes sociales

Estar expuesto a las críticas y a ciertas presiones le asusta y es que ella misma relata que hubo un tiempo en el que «estuvo muy perdida«. «Yo sólo quería parar, tuve ayuda psicológica y luego psiquiátrica, porque mi psiquiatra me diagnosticó depresión. Me medicó y me fue dando unas pautas para volver al camino. Yo estaba en un agujero negro, con una nube gris todo el día sin querer salir de la cama», ha dicho Marta Pombo. Salir de ese estado ha sido complicado, sin embargo, ella tiene claro que hay que aprender a disfrutar de las pequeñas es esencial. En especial, vivirlo sin tener la necesidad imperiosa de mostrarlo a sus seguidores.

Aunque para ella a día de hoy es su trabajo, no recomienda a nadie dedicarse a esto a nivel profesional. «Yo no lo recomiendo a nadie. Yo ya estoy metida en este mundo y creo que puedo ser una ventana muy buena en muchos temas pero si pudiese, no volvería», ha apuntado. La joven ha hecho numerosas campañas publicitarias y ha prestado su imagen a diferentes marcas, no obstante, cuando tomó la decisión de irse de las redes sociales por un tiempo indefinido perdió muchos contratos. Para ella eso era lo de menos, ya que estaba centrada en recuperarse así como retomar las riendas de su vida. «Es verdad que el sustento económico que te da Instagram es muy jugoso y muy tentador, pero creo que no compensa. Pero también creo que puedes dar muchísimo. Quiero enfocar mi contenido a dar voz a temas cotidianos como la salud mental», ha añadido en su charla radiofónica.

Redes sociales

De este modo, ha relatado que su intención es la de dar un giro a su contenido. No estará centrada solo en mostrar asuntos promocionales, sino mucho más cotidianos y alejados de lo monetario. Marta Pombo vuelve renovada y lo hace con más ganas que nunca, eso sí, se desconoce en qué punto está su relación con su ex, Luis Giménez. Su expareja y ella aseguraron al comunicar su ruptura que se seguían queriendo mucho y que siempre seguiría su amistad, un cariño que habrían intentado mantener, a pesar de que su relación terminara.