El cocinero lleva unos días en el foco de la noticia por unas declaraciones que dio y ahora ha querido aclararlas y pedir disculpas por ello.


Karlos Arguiñano es una de las caras más conocidas de Atresmedia. Desde hace años ameniza el mediodía de los espectadores de Antena 3 con sus recetas y su manera de cocinar. Mientras elabora sus platos, el cocinero siempre sorprende con sus chistes, lo que lo ha convertido en uno de los rostros más destacados de la televisión. Sin embargo, consciente de que a veces se le va la lengua, se ha visto en la obligación de pedir perdón.

Pero, ¿a qué se deden sus disculpas? Hace unos días hizo unas declaraciones que para muchos han sido desafortunudas. «Yo llevo ya 54 años en la cocina, soy de los abuelitos de aquí. En España tenemos un lote importante de importantísimos cocineros de fama mundial. Yo estoy muy orgulloso de todos ellos… Son todos más jóvenes que yo. Algunos ya estuvimos en esta pelea hace muchos años», empezaba diciendo.

A continuación hacía una exposición que ha asustado mucho a sus fans, ya que se han interpretado como una casi despedida: «No voy a ser muchos años, pero estoy muy contento haciendo todos los días estos trabajos para todos vosotros», decía como anunciando que no le queda mucho tiempo para decir adiós a la televisión.

Karlos Arguiñano se atrevió a hacer unas declaraciones polémicas

Karlos Arguiñano restaurante
© Redes sociales.

Pues bien, estas palabras de Karlos Arguiñano no han pasado desapercibidas y a sus oídos han llegado la polémica. Tanto es así que el cocinero no ha dudado en aclarar y pedir disculpas, ya que considera que a veces habla más de la cuenta: «No es navidad, pero me adelanto. Pido excusas si en algún momento he dicho alguna cosa que no os ha gustado», empezaba diciendo mientras llevaba los platos que había elaborado a la mesa en su programa ‘Cocina abierta de Karlos Arguiñano’.

«Yo siempre aprovecho las navidades para pedir exvcusas. Hablo tanto durante todo el año… Me hacen tantas entrevistas que igual en algún momento a alguien no le ha sentado bien lo que he dicho. Pido perdón de verdad», dice mostrándose de lo más afectado con todo lo que se ha dicho de él. Con este mensaje se despedía de su audiencia, que le ha demostrado ser de lo más fiel.

Se apoya en su mujer, de la que aclaraba su estado

Su mujer se ha convertido en su mejor apoyo. De ella precisamente hablaba hace unos días. La pandemia provocada por el coronavirus ha dejado muchas secuelas en las personas. No únicamente a aquellas que han dado positivo en la enfermedad, sino también las que no. Y es que los meses de confinamiento, la angustia y la incertidumbre de que no sabemos que pasará o el miedo a contraer la enfermedad puede provocar mucho temor, agobio e inquietud. Esto es precisamente lo que le ocurrió a Luisi Ameztoy, la mujer de Karlos Arguiñano. Fue el propio cocinero quien reveló que su mujer apenas salía de casa. María Luisa, por miedo a contraer la enfermedad y contagiarse, ha estado durante un tiempo sin salir de casa y apenas relacionándose con nadie. Ahora, el popular cocinero nos desvela cómo se encuentra su mujer tiempo después.

El popular cocinero quiere aclarar el estado de salud de su mujer, María Luisa

Karlos Arguiñano ha estado muy unido a su mujer durante este tiempo complicado. Él se ha convertido en su mejor chute de energía tras el desazón que le ha dejado la pandemia provocada por el coronavirus que ha azotado a todo el mundo. Ahora, en una entrevista que ha concedido al periódico ‘ABC’ ha contado cómo se encuentra María Luisa en la actualidad. Ha querido dejar claro que Luisi (así la llama su entorno más cercano) se encuentra mucho mejor. Después de recordar diferentes viajes que ha hecho junto a ella y sus dos hijos, ha aprovechado para tranquilizar a todos y asegurar que se encuentra en perfecto estado de salud. 

Sí que es cierto que todo lo que ha ocurrido por culpa de la pandemia provocada por el coronavirus le ha pasado factura. Sin embargo, nada que ver con tener ningún problema grave de salud. Todo lo contrario. La gastronomía y la compañía de los suyos le permiten encontrarse con ilusión y mucha fortaleza de cara a los próximos meses y a dejar atrás la pandemia.