Irina Shayk ha vuelto a Barcelona para presentar la nueva colección de la firma ‘Pronovias’.

Irina Shayk ha vuelto a España por un motivo de lo más especial: ser imagen de la firma de Pronovias un año más, que ha presentado un avance de la nueva colección Atelier Pronovias 2019 con la presencia de la modelo internacional y el director artístico de la firma, Hervé Moreau.

La modelo ha demostrado su felicidad por encontrarse una vez más en España, junto a una firma a la que tiene mucho cariño. «Estoy encantada de estar de nuevo con Pronovias. Cada año presenta algo nuevo en sus diseños y colecciones, todo el mundo está emocionado por ver el desfile de este lunes, que será muy especial».

Ha desvelado, además, algunos detalles de la nueva colección. «Es una colección muy especial porque presentan diseños muy diferentes, combinando lo sexy y lo elegante. Me ha sorprendido mucho, Pronovias siempre me sorprende, cada año es más grande», explica.

[¿Nos hemos perdido la boda de Irina Shayk y Bradley Cooper?]

Para la próxima temporada, la firma propone vestidos que sorprenden con maxi volúmenes de ensueño de corte princesa o diseños con líneas más sencillas de silueta más recta. En las propuestas, trabajadas con tejidos nobles, destacan los estilosos escotes de vértigo y las espaldas al aire, así como las sugerentes transparencias en las que se renueva el clásico efecto tattoo con acabados geométricos y florales. Una colección en la que emergen las reminiscencias de la naturaleza con flores en aplicaciones, bordados y tejidos como el mikado.

La modelo ha desvelado algunos detalles de su faceta como madre, aunque siempre ha preferido mantener estos temas en la más estricta intimidad. «Una mujer puede trabajar, puede ser madre, ella puede llevar su empresa, ella puede hacer lo que quiera», asegura al ser preguntada por cómo combina su trabajo con ser madre.