Carla Barber se ha rasgado todavía más su mirada y ella misma ha publicado en sus redes cuál es su resultado definitivo tras este retoque estético.


Carla Barber en su Instagram es tremendamente activa. En su perfil comparte las imágenes del antes y después de sus pacientes tras acudir a su consulta y someterse a algunos retoques estéticos, aunque también de ella misma. La canaria jamás ha escondido los cambios que ha realizado en su rostro, sin embargo, una de sus últimos posts llama la atención por encima de todos. La doctora estética se ha puesto en manos de dos de sus médicos de su confianza para rasgar aún más su mirada a través de unos hilos tensores que, en un principio, pueden mantener esta mirada felina unos 12 meses. Una imagen muy impactante que ha sido tanto criticada como aplaudida, a pesar de que Carla está muy satisfecha con el resultado obtenido después de este retoque estético.

La pareja de Diego Matamoros se muestra muy feliz con su nueva apertura de mirada, un tratamiento que ella misma realiza a quien así lo desee en las clínicas que la joven empresaria posee. Tiene un precio de 600 euros, pero no todo el mundo lo ha alabado. «Pareces un alien», «Me gustas mucho más sin hilo», «Deja de hacerte cosas, eres muy joven para hacerte tanto», «qué cara más artificial» o «me gustabas más antes» son solo algunos de los comentarios negativos que se pueden leer en esta publicación que ya cuenta con casi 500.000 reproducciones.

Carla es consciente de que su trabajo puede verse envuelto en polémica por este tipo de innovaciones. Esta en concreto es una técnica con la que se eleva la cola de la ceja con el objetivo de lucir una mirada más impactante, un efecto que en el caso de Carla está más que logrado. Según los expertos, ya hay rostros conocidos como Kendall Jenner o Bella Hadid que se han realizado este ‘foxy eyes‘ a través de estos hilos dispuestos en la frente y en la sien para elevar la ceja y estirar también la parte externa del párpado superior. A pesar de que en los primeros minutos el puntito de ese hilo es muy visible, poco después desaparece. «Mirad cómo queda la tensión al principio…increíble», comienza diciendo Carla Barber.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Vas a tener que enseñarme a sacar fotos, está claro. ? by @_lmflores

Una publicación compartida de Dr. Carla Barber – Antiaging (@dr.carlabarber) el

Pero, ¿qué otros retoques se ha realizado esta joven de 30 años? Además de un aumento de pecho y una rinoplastia con la que afinó su nariz, Carla tiene botox en su frente y en sus cejas para abrir sus ojos y eliminar sus líneas de expresión, en su músculo masetero para olvidarse de su bruxismo y afinar su rostro o ácido hialurónico en sus ojeras para borrar los signos de cansancio.

No obstante, este cambio tan brutal no es el único que Carla Barber ha experimentado. No solo ha cambiado su físico, también su vida desde que decidió comenzar una relación sentimental con el hijo de Kiko Matamoros. La joven y Diego Matamoros acaban de cumplir su primer mes como pareja y así lo revelaron ellos mismos este fin de semana en sus redes sociales. Ambos lo celebraron con una velada romántica en la que el menú para esta fecha tan especial no era ni mucho menos desconocido, pues se trataba de algunos platos de El Goxo, el restaurante a domicilio de David Muñoz, marido de Cristina Pedroche.

Diego Matamoros ya ha iniciado los trámites de divorcio

Es pronto para saber qué planes tienen como pareja, pero lo cierto es que en muy poco tiempo Carla y Diego han sabido empastar y encajar a la perfección. De hecho, ya conocen a parte de la familia del otro: Diego ya conoce a su suegra, Rosa Barber, y Carla es amiga desde hace tiempo de Laura Matamoros. Pasos que evidencian que lo suyo va viento y popa y a toda vela y, sobre todo, que dejan claro que Estela Grande ya forma parte del pasado para Diego Matamoros.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

I N V E N C I B L E ?

Una publicación compartida de Dr. Carla Barber – Antiaging (@dr.carlabarber) el

Parecía que el matrimonio se iba a dar una nueva oportunidad sentimental, pero nada más lejos de la realidad. Tanto ella como él han rehecho su vida por separado, él con Carla y ella con un futbolista de 21 años del que SEMANA te contó todos los detalles en exclusiva hace algunas semanas. Diego y Estela han iniciado los trámites de divorcio y es que desean pasar página de manera radical.