Fran Rivera ha revelado la excelente relación que guarda con Isabel Preysler. Tal es que incluso acudió a una cena de Navidad hace doce años


Fran Rivera es un pozo secretos que poco a poco van saliendo a la luz. El colaborador de televisión ha entrevistado para su nueva sección de entrevistas, ‘Rivera y amigos’, en ‘Espejo Público’ a Mario Vargas Llosa. Ha acudido a la casa familiar en la exclusiva urbanización Puerta de Hierro que ya poseía Isabel Preysler cuando comenzó su relación con el escritor. Lo más sorprendente de todo ha sido cuando Fran Rivera ha revelado que no es la primera vez que pisa la casa de la socialité, ya que guarda una excelente relación con Preysler desde que hace años por lo que ha sido invitado a su mansión en más de una ocasión y en fechas tan especiales como la Navidad. Incluso, ha desvelado algunos detalles de cómo es una cena en esa época tan festiva en casa de Isabel Preysler.

Fran Rivera desvela que incluso cenó una Navidad con Preysler

Durante su intervención en el mencionado programa, todos quedaron atónitos tras la sorprendente declaración del torero sobre su buena relación con Isabel Preysler. Pero una relación que viene de años atrás. De hecho, asegura que incluso cuando ella mantenía una relación sentimental con Julio Iglesias, él ya la había conocido personalmente. Por lo que hay que echar la vista muy hacia atrás para saber cuándo comenzó esa inesperada relación entre los Rivera y Preysler. Tal ha sido la  conexión y amistad, que incluso Fran Rivera acudió a una cena de Navidad que organizaba Preysler en su casa. Él ha querido recordar ese momento con mucho cariño.

«Fue muy divertida. Había muchos amigos. Fue en la piscina que tiene cubierta. Fue una pasada. Maravillosa, todos los detalles,  es que lo cuida todo», ha dicho en referencia a esa cena de Navidad que tuvo lugar hace ya doce años. Fran Rivera ha asegurado que tal y como dicen, Preysler es una gran anfitriona y no falta detalles a los eventos que ella misma prepara. A pesar de esta buena relación entre ambos, el día que acudió a entrevistar a Mario Vargas Llosa, el torero no pudo saludar a Isabel porque esta se encontraba entrenando. Y es que es de todos sabidos que ella cuida mucho su imagen y aspecto físico y sigue trabajándolo todos los días.

Esta conexión nos ha pillado a todos por sorpresa, ya que el torero nunca había hecho mención alguna a su amistad con ningún miembro de la familia Preysler. Aún así, parece que Fran Rivera tiene un cajón de secretos y cada vez que saca uno a la luz se convierte en noticia.