Hoy se cumple un año de la que fue la boda del año en 2019. Pilar Rubio y Sergio Ramos se daban el ‘sí, quiero’ en la Catedral de Sevilla. Sellaban así una relación sólida, con tres hijos en común, y juraban amor eterno ante unos 500 invitados. A día de hoy, la pareja tiene motivos de sobra para celebrar. Ya han hecho sus primeros meses como marido y mujer y, además, esperan ansiosos la llegada de su cuarto hijo. Porque un nuevo bebé viene en camino y ambos están muy felices de poder ampliar su familia numerosa.

Las palabras de Sergio a Pilar: «Nuestro compromiso se forjó el día que nos conocimos»

El primero en dedicar unas palabras de amor ha sido el capitán del Real Madrid. El jugador ha usado su cuenta de Instagram para recordar ante sus casi 39 millones de seguidores lo enamorado que está de la presentadora. «Describir una emoción en palabras no es fácil, pero vivirla a tu lado todos los días es lo mejor que me ha regalado la vida. Hace un año nos dijimos que sí, pero nuestro compromiso se forjó el día que nos conocimos. Porque no hay un yo sin ti, ni un nosotros sin ellos, Sergio, Marco, Alejandro… Gracias por ser y por darme lo mejor. Feliz aniversario, mi amor @pilarrubio_oficial. ¡TQ!», ha destacado en su post.

«Cada momento que compartimos está marcado por el amor que respiramos», ha recordado Pilar

Pilar, por su parte, escribía una declaración de amor tres horas después que el deportista. «Hoy hace un año de este día mágico que quisimos celebrar con todos nuestros seres queridos. ? ? Porque cada momento que compartimos está marcado por el amor que respiramos y cada día es más intenso. Gracias mi vida @sergioramos por hacerme la mujer más feliz del mundo, por tu cariño infinito y por esta familia que tenemos, Sergio, Marco, Alex . “Sí, quiero” estar siempre a tu lado», señalaba en su cuenta oficial de Instagram.

Además de palabras, la pareja se ha intercambiado fotos del día de su boda a través de Stories. Así, han recordado los momentos más especiales de una fecha tan señalada, como el recital de Niña Pastori en el interior de la catedral hispalense o la fiesta en la carpa que celebraron en la finca que el futbolista tiene en Camas y en la que Pilar lucía un deslumbrante