Esther Doña ha explicado a los periodistas qué le une con Juan Garcés, el apuesto empresario con el que se ha mostrado muy cómplice.


Esther Doña perdió hace más de un año el amor de su vida. Carlos Falcó falleció a los 83 años en el mes de marzo del pasado año, un durísimo varapalo tras el que le está costando mucho recuperarse. Los posteriores meses no han sido fáciles en absoluto para la malagueña y así lo ha revelado en multitud de ocasiones, momentos puntuales en los que incluso comentaba que no cerraba la puerta al amor. Estos días reaparecía con Juan Garcés, un ejecutivo con el que mostraba una gran sintonía. Sonrisas cómplices y una actitud muy cercana llevaban a que varias publicaciones dieran por hecho que había rehecho su vida con este hombre al que, según ella, conoce desde hace 15 años. Sin embargo, Esther Doña asegura que no tiene de nuevo pareja, ni nada que se le parezca.

Sobre ello y sobre el momento laboral en el que se encuentra Esther Doña habla en el vídeo que te ofrecemos en este artículo. Aunque parecía que la viuda del Marqués de Griñón había recuperado la sonrisa con él y había encontrado de nuevo el amor, Esther está centrada en sí misma y en recomponer su corazón tras despedirse de su marido. «Todavía sigue muy presente en mí», asegura Esther cuando se le pregunta por Carlos Falcó. Discreta y sin querer entrar en demasiados detalles, la maniquí está ilusionada con la vida así como con proyectos sobre los que no quiere profundizar hasta que estén completamente cerrados.

Fue la propia Esther Doña la que compartió una fotografía que hizo saltar todas las alarmas, ya que en ella sus gestos parecían ser dignos de cualquier pareja. Entonces, sus seguidores dieron por hecho que el hombre con el que aparecía en esta fotografía de su Instagram era el hombre que la tenía tan ilusionada. No quiso explicarse en ese momento, pero sí lo ha hecho días después, pues por el momento nos les une nada sentimental. Ella se quiere recuperar y para ello necesita tiempo.

Además, Esther tiene claro cuáles serán sus planes una vez terminen las restricciones. Muy unida a su familia, ya son varios meses los que han pasado sin ver a los suyos, por lo que está deseando con muchas ganas poder abrazarlos de nuevo. La pandemia para ella ha sido muy difícil, no solo por la muerte de Carlos Falcó, también por estar distanciada de su círculo más directo, quien se encuentra en Andalucía.