Gloria, una de las trabajadoras de hogar de Carmen Lomana, ha fallecido a consecuencia del coronavirus. Duro golpe para la socialité


La crisis del coronavirus ha llegado a todos los hogares españoles. Ya sea bien por cuestiones económicas o sociales, todos hemos perdido algo ante esta crisis sanitaria. Aunque lo más doloroso y que no tiene ninguna comparación es para todas aquellas familias y amigos que han perdido a un ser querido. Como ha sido el caso de Carmen Lomana, que ha perdido a una de sus trabajadoras de hogar que trabajaba en su casa de Marbella.

Una de sus trabajadoras de hogar ha fallecido por coronavirus

Gloria, una de las trabajadoras en casa de Carmen Lomana, ha fallecido a causa del coronavirus. A pesar de que se van estabilizando las cifras de fallecidos y contagiados de la pandemia, todavía siguen falleciendo muchas personas a consecuencia de esta enfermedad. En España ya son más de 25.000 las víctimas mortales que han perdido su vida desde el inicio del brote y más de 220.000 las personas contagiadas. El abogado no ha podido superar esta enfermedad ante esta emergencia sanitaria que ha paralizado toda España.

Susanna Griso ha querido mandarle un fuerzo abrazo y un mensaje de pésame después de anunciar este fallecimiento en ‘Espejo Público’ tras una conexión en directo con la socialité. Lomana no ha querido hablar al respecto, de hecho ni si quiera ha comentado nada de este tema tan delicado a través de las redes sociales, pero si que lo ha hecho de otros temas. Por ejemplo, Carmen Lomana estaba espectacular y peinada perfectamente. ¿El motivo? Ya ha acudido a la peluquería. Ha sido ella misma quien ha querido contarlo, aunque lo cierto es que no le hace falta acudir al salón de belleza, ya que la hemos visto durante el Estado de Alarma en su casa luciendo una melena perfecta y un maquillaje impecable en cada una de sus intervenciones a través de Instagram.

Carmen Lomana nos desvela sus trucos de belleza

En conversación con Susanna Griso ha aclarado que esta mañana ha ido a la peluquería para hacerse un tratamiento de hidratación en la melena, ya que debido a la falta de sol y de aire, nuestras melenas están más secas y deshidratadas que habitualmente. Pero Lomana ha desvelado algo que no sabíamos y es que ella misma se encarga de darse el tinte cada vez que tiene que ponérselo: «Soy muy apañada», ha asegurado. Además ha confesado que durante estos días de confinamiento ella misma se lo peinaba con un secador que hace ondas y ha asegurado que «la necesidad es lo que te hace responder y aprender». Por si fuera poco, ha confesado que siempre suele maquillarse o peinarse ella porque «no me gusta depender mucho de otra persona». A Carmen Lomana no se le caen los anillos del dedo por ponerse el tinte en casa, una faceta desconocida de ella que nos encanta saber.