Hace justo un año que se confirmaba el divorcio de Enrique Ponce y Paloma Cuevas tras la publicación de SEMANA de la decisión de separarse tras 24 años de matrimonio y dos hijas en común.


Enrique Ponce y Paloma Cuevas han sido protagonistas de la noticia más inesperada del último año. La bomba que publicó SEMANA en exclusiva no ha dejado indiferente a nadie y tampoco ha dejado de crear titulares en los medios de comunicación. Esta misma semana se cumple un año de la noticia de la confirmación del divorcio tras 24 años de matrimonio y dos hijas en común. 

Hace justo un año que el exmatrimonio decidió hacer oficial la noticia que había publicado SEMANA. El 6 de julio del pasado año, el torero tomaba la decisión de entrar en directo en el plató de ‘Sálvame’ para desmentir algunas de las informaciones que se habían publicado tras la noticia del divorcio publicado por SEMANA. «De verdad, demasiado tenemos como para que se inventen cosas», pedía Enrique. Además de pedir respeto, el torero declaraba: «No nos merecemos esto».

Enrique Ponce no dudó en pedir respeto para su familia en unos momentos que fueron complicados para todos. Justo cuando hizo esta intervención, el torero no dudó en hablar ya de Ana Soria. Este negó que llevara con ella desde hacía un año y medio, asegurando que la había conocido hacía apenas unos meses. «Sobre Ana han mentido todo y más», aseguraba pidiendo respeto para ella y toda su familia.

Hace un año se confirmaba el divorcio entre Enrique y Paloma

Ana Soria Enrique Ponce
© Redes sociales.

La confirmación de su divorcio se produjo hace un año y 365 días después, sigue sin resolverse. A pesar de que aseguraron que iban a llevarlo de la manera más cordial por el bien de las hijas que tienen en común, por ahora se les sigue resistiendo, ya que no se ha resuelto nada y siguen sin firmarlo. La pareja insistía y se las prometía igualmente felices en su ruptura y anunciaban una cordialidad que el tiempo ha demostrado que no existe.

Un año después no hay divorcio, no hay acuerdo siquiera para un evento familiar como el de la comunión de su hija menor y ya se han hecho evidentes los primeros desplantes, los primeros desaires públicos. Uno de ellos ha sido la decisión de Enrique Ponce de borrar a Paloma Cuevas de su vida de manera radical. Y es que tal y como pudo saber SEMANA hace unos días, el diestro ha decidido, justo un año después de oficializar su separación, borrar a Paloma Cuevas de los agradecimientos que durante años se han podido leer en su página web.

Su ventana al público como un profesional de los ruedos estaba adornada hasta hace unos días con bonitas palabras de cariño hacia la madre de sus hijas y con tiernas imágenes familiares en las que aparecía su todavía esposa. Una de ellas de la empresaria posando sonriente con su abuelo Leandro, que también fue eliminada. Además de las bonitas fotos, Ponce señalaba a su mujer como un “apoyo insustituible” en su larga carrera taurina y así se lo agradecía ante los ojos de todos. Hasta ahora.

Enrique y Paloma han estado toda una vida juntos

© Gtres.

Enrique Ponce decidía romper con su pasado e iniciar una nueva etapa personal y profesional. Al lado de Ana Soria ha dicho adiós a 24 años de matrimonio. Con ella disfruta de una nueva etapa en su vida, viviendo al lado de ella en Almería. Además, ahora acaba de anunciar su retiro definitivo de las plazas de toros: «En este momento de mi temporada taurina 2021 he decidido hacer un alto en el camino y retirarme por tiempo indefinido».

Por su parte, Paloma Cuevas, que siempre se ha decantado por mantenerse en un discreto segundo plano y llevar esto de la manera más discreta posible, ha hecho saber a algunas personas de su entorno cómo ha vivido este año tan duro. Su divorcio de Enrique Ponce ha causado un gran revuelo mediático, un carro al que nunca se ha querido subir. Considera que el circo mediático que ha surgido alrededor de su separación se está alargando más de lo esperado. ¿Conseguirán poner punto y final a toda la polémica y firmar por fin lo que tanto desean ambos?