El pasado mes de septiembre, Anna Ferrer Padilla tomó una importante decisión. Dejó su vida al lado de su madre, Paz Padilla, para independizarse a un céntrico piso en Madrid junto a su pareja, Iván Martín. La ‘influencer’ acostumbra a compartir imágenes desde su nuevo hogar, pero ahora, por fin, hemos podido «entrar» en las distintas estancias de su casa y descubrir la coqueta decoración en la que ha dejado patente su personalidad.

Anna Ferrer
Kenay

Se trata de un luminoso y amplio piso de techos altos y con ambientes conectados. Los distintos espacios adoptan calidez gracias a los tonos neutros, también a los tejidos naturales y a la madera. Una elegante decoración que la firma ‘Kenay Home’ donde la joven ha querido transmitir un estilo muy personal. Este apartamento es sencillo, pero tremendamente acogedor. 

La casa con estilo propio de Anna Ferrer

Según ha contado Anna Ferrer, su casa proyecta su estilo y guarda en ella objetos personales que le hablan de esas personas que son fundamentales en su vida, como su familia y sus amigos. El salón se ha convertido en el punto de reunión para sus amistades. Y es que es ahí donde recibe las visitas. La zona del comedor cuenta con una amplia mesa perfecta para las comidas y las largas sobremesas. En un rincón del amplio salón también dispone de una zona destinada al trabajo. Allí tiene un escritorio de estilo moderno donde se pone al día en lo que respecto a su perfil profesional.

Anna Ferrer
Kenay

El espacio más íntimo de la casa es, sin duda, su dormitorio. Una estancia que continúa acorde con los tonos neutros elegidos en el resto del hogar. Este es el sitio donde Anna Ferrer se cuida y donde se dedica a sí misma. Cuenta con una zona tocador donde guarda el maquillaje y sus joyas.

Ilusionada con su nueva vida

La hija de Paz Padilla llevaba tiempo pensando en independizarse. Una idea que materializó en septiembre del año pasado. «Deseando empezar esta nueva etapa», reconocía emocionada en redes donde compartía el vídeo del apartamento entonces vacío. Ahora meses más tarde, está completamente decorado.

Anna Ferrer novio
© Redes sociales.

La ‘influencer’ también reveló el motivo de este cambio en su vida. «Tenía ganas de venirme al centro, ya que por trabajo venía casi cada día y perdía mucho tiempo en el trayecto». Antes vivía junto a su madre en un chalet situado en una prestigiosa urbanización ubicada en la localidad madrileña de Villaviciosa de Odón. «Tenía ganas de vivir sola, tener mi espacio, cocinar, decorar mi casita… Y obvio también poder irme con Iván y estar juntos y tranquilos aquí», señaló visiblemente feliz por comenzar una nueva e importante etapa de su vida. La joven, de 24 años, lleva casi tres años de romance con Iván Martín quien ha hecho sus  pinitos como actor.