Ana Obregón está siendo el apoyo más importante para su hijo, Álex Lequio, en su batalla contra el cáncer. La actriz dejaba a un lado sus compromisos profesionales en 2018 para viajar hasta Nueva York para que allí su hijo se sometiera a un tratamiento en el Memorial Sloan Kettering Cancer Center.

SEMANA publicaba en exclusiva el ingreso del joven en el hospital y ahora la propia Ana Obregón ha desvelado qué le ocurrió a su hijo: «Está todo bien. Ha sido solo una gastroenteritis, que además se la he contagiado yo», explica en ‘Hoy corazón’ después de estar en la clínica acompañando a su hijo durante unas horas.

Además, Ana ha querido aclarar cuánto tiempo ha estado en el hospital: «Álex ha estado ingresado solo un día. Y si me han visto en la Ruber ha sido porque mi madre también estaba ingresada por la misma razón», apunta. Esto era algo que ya se sabía, ya que su madre le pegó un pequeño susto al tener que ingresar también en la clínica.

Ana Obregón está viviendo un comienzo de año de lo más complicado. Y es que la actriz ha tenido que ver cómo su madre y su hijo ingresaban casi a la vez en el hospital. A principios del mes de febrero, Ana Obregón volvía a la conocida clínica madrileña, donde tuvo que ingresar su madre. Aunque no fue nada grave, la actriz se mostró muy preocupada, a juzgar por las imágenes a su llegada al hospital. Su hijo, precisamente, la acompañaba al hospital, durante unos días estuvo ingresada su madre.