La Casa Real británica no gana para disgustos. Si hace unos días se anunciaba la separación de Peter Phillips, nieto de la reina Isabel de Inglaterra, hoy nos hemos despertado con otra ruptura en el seno de los Windsor. David Armstrong-James, ex vizconde Linley y actual Lord Snowdon, sobrino mayor de la soberana e hijo mayor de la difunta princesa Margarita, también se divorcia después de 26 años de matrimonio con Serena Stanhope, con quien tiene dos hijos, Charles (20) y Margarita (17).

La pareja lo ha confirmado a través de un comunicado enviado a la CNN refiriéndose a ello como una «separación amistosa». El texto completo reza así: «El conde y la condesa Snowdon han acordado de forma amistosa que su matrimonio llegue a su fin y que van a divorciarse. Piden a la prensa respeto a su privacidad y a su familia».

El conde, también conocido profesionalmente como David Linley, ocupa el puesto número 21 en la línea de sucesión al Trono, siendo el primero que no es descendiente directo de la reina Isabel. A sus 58 años, es el primogénito de los dos hijos de la princesa Margarita, fallecida en 2002, y del fotógrafo Antony Armstrong-Jones, primer Lord Snowdon,  muerto en enero de 2017. Trabajó en la casa de subastas Christie’s y desde hace años es un empresario de éxito como fundador de la tienda de muebles de lujo Linley.

Los divorcios del sobrino y nieto de la reina Isabel se suman a la retirada de los duques de Sussex y la de Andrés de Inglaterra motivada por un escándalo sexual, lo cual viene a confirmar el nuevo «annus horribilis» de la Corona británica.