La princesa Beatriz de York lidera hasta el momento todas las apuestas de estilo de las famosas carreras de Ascot. Aunque esta es una cita deportiva de caballos, todo el mundo sabe que los verdaderos protagonistas son los invitados y que representa el barómetro de quién es quién en la sociedad británica. El simple hecho de que la Familia Real británica se tome tan en serio este evento y que no se pierda un día de competición lo convierte en el top de la temporada. Pero, puestos a valorar, ¿qué ‘royal’ se está llevando el foco esta edición? ¡Beatriz de York!

beatriz de york, edoardo mapelli
Gtres.

La hija del príncipe Andrés de Inglaterra y Sarah Ferguson, de 33 años, acapara las miradas con cada aparición. Si para la jornada inaugural eligió un bonito vestido de flores en tonos rosados (de la firma Zimmermann), para la segunda subió aún más las expectativas y se llevó el premio a la más chic.

Todo gracias a un vestido a la rodilla en color crema, con cuello subido, manga corta y falda tableada. Aunque el mayor acierto fue su sombrero: un diseño crema con bandas azul marino de tipo canotier. Absolutamente chic. Una sencilla coleta baja era el peinado perfecto para lucirlo y, además, para no pasar calor. Los zapatos, atados con cordones, eran el otro ‘caballo ganador’ de su look. Sin olvidarnos de su coqueto bolsito bicolor…

El sombrero es de la firma Laura Apsit y lo tiene en su armario desde 2017. Que no se diga que Beatriz es una ‘víctima’ de las tendencias de moda más rabiosas. Quizás precisamente por eso ha conseguido una gran atención con este look y un interesante punto de originalidad.

beatriz de york, edoardo mapelli
Gtres.

Los elogios no cesan para la princesa Beatriz. Su matrimonio con Edoardo Mapelli (en el verano de 2020 en Windsor y con un vestido vintage de su abuela, la reina Isabel) le ha sentado de maravilla. Y no digamos la maternidad. En septiembre de 2021 dio a luz a su hija, Sienna, y desde entonces no solo ha recuperado su figura, sino que la ha mejorado respecto a antes de quedarse embarazada. Todo un logro que refleja lo mucho que se cuida.

Las carreras de Ascot prosiguen con los ‘royals’ británicos muy entregados a la causa. Es la primera vez que se puede celebrar sin cortapisas desde la pandemia y se nota. Aparecen en el circuito en carruaje y con sus mejores galas. Chaqués y sombreros de copa para los caballeros y vestidos cóctel con tocado para las damas.

principe carlos, camilla de cornualles
Gtres.

Hasta la fecha se ha visto al príncipe Carlos y Camilla de Cornualles (nombrada recientemente Dama de la Orden de la Jarretera); la princesa Ana y sus hijos, Peter Phillips y Zara Tindall; el príncipe Eduardo y Sophie de Wessex (a quien se vio muy cariñosa con su cuñado el heredero)… Solo la reina Isabel II todavía no ha acudido de manera presencial, pero sigue muy de cerca la actuación de uno de sus caballos en competición. Todavía queda la esperanza de que la soberana se pueda acercar un día para poner el broche de oro a una de sus citas más queridas.