Los duques de Sussex hablan juntos por primera vez desde su salida de la realeza para animar al voto en Estados Unidos y combatir la negatividad en Internet.


Harry de Inglaterra y Meghan Markle siguen su camino en solitario fuera de la realeza, pero muy presentes en los medios de comunicación. De ello van a hacer su futura carrera. Después de anunciar su fichaje por la plataforma Netflix para producir diferentes contenidos audiovisuales, fundamentalmente de carácter solidario, la pareja está inmersa en otra causa que les apasiona: la llamada a la participación ciudadana para votar en las próximas elecciones de Estados Unidos, que se celebrarán el 3 de noviembre. Hace unas horas, los duques de Sussex aparecían juntos (por primera vez desde el pasado 1 de abril, fecha de salida de sus tareas oficiales) para lanzar un contundente mensaje con motivo de la presentación de la lista anual de las 100 personalidades más influyentes del mundo según la revista Time, en un vídeo emitido en la cadena ABC. Una lista en la que, por cierto, en este 2020 no están incluidos Harry y Meghan (que sí lo fueron en 2018).

Aquí puedes ver en vídeo sus palabras al completo:

De todos es sabido que los miembros de la realeza tienen vetado (no exactamente prohibido) votar para así mantener su neutralidad política. La monarquía supuestamente no tiene una ideología concreta, porque su función es la de representar a todo el mundo. Por todo ello la presencia del príncipe Harry en esta iniciativa era aún más llamativa. Y además no se ha cortado. Harry y Meghan aparecen sentados en un banco de madera situado en el jardín de su nueva residencia en Santa Barbara (California), que ya han utilizado en otras ocasiones para otros fines mediáticos.

Meghan, vestida con pantalones negros y blusa marrón, se muestra muy segura mirando a cámara, pronunciando un discurso muy claro: «Cada cuatro años nos dicen lo mismo, que esta es la elección más importante de nuestra vida. Pero esta lo es. Cuando votamos nuestros valores entran en acción y nuestras voces son escuchadas. Tu voz es un recordatorio de que tú importas, porque mereces ser escuchado».

El pasado agosto, en la revista Marie Claire, la duquesa levantaba cierta polémica al animar al voto y declarar: «Sé lo que es tener voz y también he sentido cómo es no tenerla». Meghan también hizo un llamamiento al voto durante la entrevista que realizó a la feminista Gloria Steinem en su propia casa.

Harry de Inglaterra también interviene para recordar que, aunque no podrá votar porque no es ciudadano estadounidense, tampoco ha podido hacerlo nunca en su propio país por su condición de ‘royal’: «Quizás muchos no sabéis que nunca he podido votar en Reino Unido en toda mi vida».

Y continúa: «Cuando el mal sobrepasa al bien, para muchos, nos demos cuenta o no, erosiona nuestra habilidad para tener compasión y ponernos en los zapatos de los demás. Porque cuando una persona entra en la negatividad online, los efectos crecen exponencialmente. Es la hora de no solo reaccionar, sino de actuar. A medida que nos acercamos al mes de noviembre, es vital que rechacemos el discurso del odio, la desinformación y la negatividad que llega online. Lo que consumimos, a lo que nos exponemos y con lo que nos comprometemos online tiene un efecto real en nosotros».

El príncipe concluye. «Esta noche nos recuerda lo importante que es cuidarnos los unos a los otros e inspirar a los demás. Estamos increíblemente orgullosos de unirnos a vosotros en este momento histórico». Mientras tanto, Meghan Markle invita a «reimaginar el mundo a nuestro alrededor, vamos a retarnos a nosotros mismos a construir comunidades de compasión».