Blanca Suárez, que vuelve a ser imagen de Guerlain, desvela todos sus secretos beauty y cuáles son sus cosméticos favoritos para la piel


Son muchas las seguidoras de Blanca Suárez que sueñan con tener su piel. Y es que la actriz presume de una piel libre de imperfecciones, completamente hidratada y radiante. Muchas nos preguntamos cómo lo consigue sobre todo teniendo en cuenta el ritmo de vida y el nivel de estrés que lleva: de un lado para otro, una presentación, un rodaje… Son muchas las horas que Blanca se pasa fuera de casa y poco el tiempo que tiene para mimar su piel. Aún así la tiene perfecta. Prueba de ello fueron sus apariciones en el Festival de San Sebastián donde presentó su nueva película, «El Verano que Vivimos’. Hasta con tres looks con sus tres respectivos beauty look apareció. Todos ellos de diez. La actriz nos ha revelado sus trucos de belleza para estar perfecta en cualquier momento.

Cremas iluminadoras para despertar la piel

La actriz sabe que el cuidado de la piel es el primer paso para que cualquier maquillaje luzca perfecto: “Buena limpieza, jabón, tónico, hidratante, contorno… Dependiendo del maquillaje que me vaya a hacer, recurro a alguna crema iluminadora que ayude a desprender un poco más de luz, o que me ayude a sentir que mi cara de alguna manera se levanta”, nos cuenta.

Los cuidados no acaben en el rostro

Hay que reconocer que Blanca Suárez siempre luce un cuello y un escote maravilloso y no olvida prolongar estos cuidados más allá del cuello, un consejo que le dio su madre cuando le compró su primera crema de tratamiento: “Se me quedó grabado, y es verdad que en general, nos aplicamos la crema solamente en el rostro, en el contorno, pero se nos olvida zonas que también hay que hidratar y cuidar para que no envejezcan y que es un gesto que tiene que estar unido a nuestra rutina de hidratación y belleza. Siempre que nos apliquemos algo en la cara, hay que unir el escote y el cuello”.

La máscara de pestañas es su producto fetiche

No sale de casa sin ella y confiesa sus secreto menos ortodoxo a la hora de aplicarla: “Hay encontrar el cepillo que a tu pestaña le va bien, porque no todos los aplicadores y cepillos, nos van bien a todas. Yo me suelo dar bastantes capas, la aplico desde la base de las pestañas y siempre intento incluso manchar con el cepillo la piel, el huequito que queda entre cada pestañas, me lo intento manchar porque así parece que tienes más pestañas, que están más tupidas. Poner mucha máscara en la pestaña e ir difuminándola hacia las puntas, dejar que se seque, cepillas con un cepillo seco, sin máscara, y otra capa.. Y así hasta que creas que es suficiente, cosa que es difícil, a mi me suele costar parar”.

A diario, tonos tierra

“Gracias a mi trabajo y a días como hoy de estrenos, presentaciones, eventos, rodajes o sesiones de fotos, tengo la suerte y la oportunidad de poderme ver con muchos maquillajes diferentes y jugar a maquillarme de muchas maneras diferentes, a probarme muchos looks, mirarme al espejo y ver como me siento con ellos…, pero en mi día a día siempre acabo tirando por tonos mucho más naturales, terracotas, texturas muy empolvadas, sin saturación de maquillaje”.

Rojo, al rescate, en los días grises

Para Blanca Suárez no hay nada como un tono potente para levantar el ánimo: “Un rojo sube mucho en nuestro estado de ánimo. Dicen que en las grandes crisis el uso de labiales de colores con mucha presencia sube, ¿no?, y es cierto porque creo que es un extra, un punch para subirnos la energía, nuestro estado de ánimo y para mirarnos de repente de refilón en un espejo y sentirnos con un poco más de power”.

Con mascarilla, extra de hidratación

“A todos nos ha cambiado el concepto del maquillaje, y hemos tenido que adaptar también el cuidado de nuestra piel, nuestros tratamientos de belleza, no solo el maquillaje sino cómo tratamos nuestra piel”, explicaba la actriz, “ahora nuestra piel tiene necesidades que antes no tenía.