Tamara Gorro es una mujer preocupada por el paso del tiempo y los estragos que este provoca. Siempre coqueta, es habitual verla compartir sus momentos de rutina de belleza y sus trucos infalibles para lucir siempre impecable. Además de desvelar los cosméticos que utiliza en sus rutinas, el deporte que hace para estar en forma o sus últimas compras de ropa, la empresaria también cambia de look con frecuencia.

Lo cierto es que la escritora está más guapa que nunca. Siempre que la vemos pensamos en que si se ha hecho algo, decimos que se lo ha hecho muy bien. Desde SEMANA hemos querido recopilar varios cambios de sus cambios capilares más notorios.

Tamara Gorro y su transformación evidente a lo largo de los años

Para hacer un repaso a su cambio de imagen nos hemos fijado en un carrusel de fotografías que la colaboradora de ‘Y ahora Sonsoles‘ ha subido a sus redes sociales. «Ya sabéis lo que me gusta cambiar de look…», explicaba Tamara junto a las imágenes. Después, lanzaba una pregunta directa a sus dos millones de seguidores: «¿A vosotros cuál os gusta más». Nosotras lo tenemos claro, nos gusta siempre y de todas las maneras posibles.

Y no solo nos hemos fijado en sus cambios de look, también destaca, en el rostro de Tamara, la ausencia total de arrugas o signos de expresión y una mandíbula definida y angulosa, sinónimo de juventud. Para ello, seguramente, haya echado mano de la toxina botulínica en el tercio superior: frente, entrecejo y patas de gallo. Y seguramente también puede que en el masetero, con lo que consigue que la cara quede más afinada, más triangular.

Además, podemos ver que los labios de Tamara tienen mucho más volumen ahora que hace unos años y, los pómulos están muy marcados. De hecho, es posible que haya usado ácido hialurónico en los labios, para proyectarlos y marcarlos bien.

Te dejamos en nuestra galería los diferentes cambios de la televisiva desde que la conocimos. ¡Sigue bajando!