Ni es cosa del sobrepeso, ni la evitas al completo con cremas. El Dr. LeoCerrud desgrana los mitos acerca de la celulitis y explica cómo tratarla


La celulitis es uno de los problemas estéticos que afecta a un mayor número de mujeres. Se calcula que más del 90% tienen algún tipo de celulitis. Se trata de una inflamación del tejido celular que está debajo de la piel y que se produce cuando hay un problema de circulación sanguínea y linfática, acompañada, normalmente, por una retención de líquidos. Mucho se ha hablado sobre ella, pero ¿es cierto todo lo que se cuenta? El Dr. Leo Cerrud nos revela aquellos falsos mitos que se han dicho sobre ella. Toma nota.

La celulitis es una patología. FALSO.

“No es una patología ni una enfermedad, es una condición fisiológica, y por eso no tiene cura como tal, pero sí factores que la empeoran así como procedimientos y hábitos que la mejoran”, explica el Dr. Cerrud, experto en medicina estética.

La celulitis desaparece. FALSO

“Acercarse a los tratamientos específicos en clínica o cabina pensando que va a desaparecer solo produce frustración y sensación de estafa, algo habitual. Nunca lo hará, lo que sí puede es reducirse”.

Es cosa del sobrepeso. FALSO.

“No está ligada a los kilos de más. Lo que sí es cierto es que el sobrepeso, la falta de ejercicio y los malos hábitos (mala alimentación, tabaquismo, consumo de alcohol) la empeoran notablemente, pero no son determinantes para su aparición. Si fuera cosa del sobrepeso la padecería un 95% de las mujeres, que es el porcentaje de las que tienen la también llamada piel de naranja”.

Todas las celulitis son iguales. FALSO

“No, ni lo son ni se tratan de la misma manera. Existen diferentes maneras de clasificar esta condición, yo prefiero hacerlo en función de la intensidad y manifestaciones clínicas. Teniendo en cuenta que la celulitis es un cúmulo de micronódulos de grasa (“pelotitas”) estrangulados por bandas fibróticas (“agujeritos”) y rodeados de retención de agua (edema), la dividiríamos en: Grado 0: No se ve a simple vista, solo al pellizcar la

Grado 1: Inflamatoria: Se ve a simple vista pero desaparece al tumbarse y duele al palparse.

Grado 2: Nodular. Se ve a simple vista, no duele y no desaparece al tumbarse. Los nódulos que presenta están bien definidos.

Grado 3: Fibrótica: Se ve, no desaparece en horizontal, tiene nódulos bien diferenciados y además cursa con “hoyitos” o pequeñas depresiones producidas por las bandas fibróticas que estrangulan los nódulos de grasa.

Grado 4: Edematosa: Se ve, no desparece al tumbarse, presenta nódulos, hoyitos y además una evidente retención de agua”.

Si llevo un estilo de vida sano, desaparecerá mi celulitis. FALSO

“No desaparecerá, porque entre otras cosas tiene un componente genético muy fuerte, no solo depende del estilo de vida que llevemos; pero sí se reducirá. Para ello es importante beber mucha agua, hacer ejercicio, tratar de olvidarse del alcohol, del tabaco y en la mesa, de las grasas saturadas y los azúcares”.

La cosmética específica tratará mis hoyuelos. FALSO.

“Las cremas cosméticas no hacen nada por la celulitis. Nada que se “unte” (en lugar de infiltrarse con agujas), es capaz de incidir en ninguno de los factores que generan esta condición fisiológica. Lo que sí pueden conseguir es que la piel esté más lisa, hidratada y bonita”.

Si tengo celulitis me tengo que hacer una lipo. FALSO

“Claramente NO. Las liposucciones tratan grasa profunda, la grasa involucrada en la celulitis es más superficial y no es “liposuccionable”. No hay tratamiento quirúrgico para la celulitis, lo que hay son tratamientos de medicina estética”

Ningún tratamiento de medicina estética funciona. FALSO

Tratamientos tradicionales:
“Los tratamientos tradicionales intentaban, con más o menos éxito incidir en los factores que la generan y en los elementos que la componen, es decir, en la GRASA, pero hoy sabemos que es muy difícil de tratar. En cambio los actuales se dirigen al AGUA retenida, que sí se puede tratar”. Entre los tratamientos tradicionales destinados a atacar la grasa están la mesoterapia reductora y lipolítica con L-carnitina, alcachofa, etc. Funciona si eres joven y tienes celulitis grado 0-1. A la hora de tratar la fibrosis contamos con Ultrasonidos, LPG, ondas de choque, cavitation, etc. Esto está más que comprobado y estudiado: mejora la fibrosis, por lo que reduce los hoyuelos. La Flacidez se combate con Mesoterapia con Silicio orgánico. Funciona si eres joven y para celulitis grado 0–1. Para conseguir una Oxigenación lo ideal es la Carboxiterapia”, explica el Dr. Cerrud.

Tratamientos actuales:
“Para eliminar el agua retenida se utiliza un cóctel de elementos drenantes que, aplicados mediante mesoterapia, provocan un drenaje perceptible, lo cual no sólo mejora el aspecto de piel de naranja si no que estiliza las piernas. Esto se combina con ultrasonidos y drenajes linfáticos o presoterapia y el resultado es tremendamente satisfactorio. Ahora sí podemos decir categóricamente que tenemos un tratamiento anticelulitico realmente efectivo”.